LA VERDAD ES TAN EXTRAÑA COMO LA FICCIÓN  

 

por Charles Taze Russell en the Watchtower (La Atalaya) 15 JULIO de 1906  

 

" Porque esta es la voluntad de Dios: que haciendo bien, hagáis callar la ignorancia de los hombres insensatos ". 1 Pedro 2:15

 

UNA EXPLICACION CONFIDENCIAL , POR PARTE DEL EDITOR , SOBRE SUS ASUNTOS FAMILIARES QUE SE HAN ESPARCIDO AMPLIAMENTE , JUNTO CON FALSEDADES, Y QUE HACEN NECESARIO ESTA DECLARACION DE LA VERDAD

ESTIMADOS AMIGOS:  

 

Como bien indican sus cartas , ustedes han juzgado acertadamente que he pasado recientemente por la experiencia más difícil de mi marcada carrera como un siervo del Señor. Y puedo agregar que uno de los aspectos principales de mi angustia actual proviene de mi convicción de que las tribulaciones no se restringen exclusivamente a mi persona, sino que atormentan y afligen a toda la querida "Casa de la Fe " que camina por la senda estrecha y en la luz de la " Verdad Actual."

 

Por supuesto me encuentro terriblemente angustiado , especialmente por aquellos que se relacionan diariamente conmigo y por causarles cierta medida de dolor , privaciones u otras experiencias amargas . Y eso a pesar de saber que las pruebas ardientes deben venir necesariamente sobre todos nosotros , para probarnos, para refinarnos, para estar listos para las cosas gloriosas a las que hemos sido llamados por el Señor. Y puedo afirmar y agregar que uno de los consuelos principales de mi tiempo de dolor han sido sus cartas asegurándome su simpatía , confianza y amor.

 

Realmente estoy agradablemente sorprendido al ver que muchas de estas cartas están escritas por amigos que muy recientemente han llegado a conocer el mensaje de la cosecha. Yo me siento seguro de los que están conmigo desde el principio , de aquellos que han tenido experiencias pasadas y que han aprendido de ellas , aguantando con firmeza como buenos soldados , sé que no vacilarán frente a este ataque, pero temo y mucho, por los nuevos reclutas entre los soldados de la Cruz, por esos que no saben nada de mis dificultades ni de mis pruebas pasadas en manos de falsos hermanos y que han tenido pocas oportunidades para conocerme personalmente . Por eso creo que es mi deber hacia la Verdad dar tan brevemente como sea posible un resumen de los hechos del caso que condujo hasta el presente desenlace .

 

Confiadamente he guardado silencio ante la Iglesia así como no he abierto tampoco mi boca al mundo; pero creo que mis asuntos personales están tan estrechamente vinculados con el " trabajo de cosecha," que se convierte en un deber el dar a conocer algo de los hechos a todos los miembros del cuerpo de Cristo con quien yo estoy tan estrechamente unido , para su defensa , tranquilidad y fortalecimiento; —"para que el ministerio de las buenas nuevas de gran regocijo sea hallado sin falta ." Esto parece estar de acuerdo con la prohibición del Apóstol, " Porque esta es la voluntad de Dios: que haciendo bien, hagáis callar la ignorancia de los hombres insensatos "¡ Hagamos ver que la búsqueda de la luz verdadera muestra el hecho de que la gente del Señor procura practicar todo lo qué enseñan! . Muy especialmente porque los suscriptores de LA $$$ TORRE DEL VIGÍA  

 

miran a su Editor como su Pastor; y por eso es apropiado darles a conocer todo lo necesario para su paz y tranquilidad .

 

Parece ser que algunos lectores irregulares han tenido contacto con informes difamatorios y no es justo que permanezcan en la ignorancia sin conocer el cuadro completo de los asuntos . Por eso me he esforzado en ocultar mis problemas pero ahora los hago públicos por el bien de mis hermanos. Por eso me ha parecido el momento apropiado para , que con la guía del Señor , apareciera una consideración de los asuntos. Una explicación que va destinada solo a los hermanos y para que lo usen de forma privada entre aquellas mentes que han sido envenenadas y a las cuales les hace falta el antídoto conociendo la realidad . Además , en vez de dar demasiados detalles me he limitado a considerar aquellos aspectos de este problema que son aparentemente necesarios para la comprensión de los hechos . Puedo asegurarles que cada palabra ha sido considerada escrupulosamente bajo oración y he intentando , en lo posible, no proferir ni una sola palabra que critique a mi esposa ya que no me parece absolutamente necesario para proporcionar un breve resumen del caso. Además , me he esforzado, en lo posible , de usar únicamente un lenguaje amigable y moderado .

LA NECESIDAD DE ESTA INFORMACIÓN  

 

Recibí las dos siguientes cartas que hicieron ver claro al editor cuál es su deber por la causa del Señor , y que hacían declaraciones sobre este asunto particular el 10 de mayo de 1906.

 

Mi querido Hermano Russell:

 

Mi corazón sufre por usted desde que leí su carta del 8 de mayo y pude notar que usted aún quiere y aprecia mucho la memoria de alguien que usted ha perdido y eso a pesar de todo el sufrimiento que la ceguera de ella , ha traído sobre usted .Pero Dios lo bendecirá y ayudará , querido hermano .

 

Le puede servir de consuelo el saber que probablemente hay más de 10,000 santos del Señor que diariamente elevan sus oraciones al trono de gracia a favor de usted .. No he abandonado este camino diario durante los pasados 11 años y tampoco lo voy a hacer ahora cuando usted atraviesa aguas profundas . Dudo que en toda la historia de la Iglesia de Cristo haya habido una sola persona con tantos santos que diariamente lo recuerdan en sus oraciones como a usted .

 

Con humildad de corazón y teniendo en cuenta mi propia insignificancia y falta de méritos , me atrevo a sugerirle lo que entiendo que es la voluntad del Señor con relación a este asunto , y quiero decirle que mi opinión esta apoyada en la Palabra de Dios .En ella se dice que Dios reprendió a Mirían , y nadie del Israel lo cuestionó porque era una falta clara ; Dios amonestó también a los amigos de Job porque estaban en contra de alguien a quién Dios aprobaba ; nuestro Padre registró en su Palabra las especiales circunstancias que llevaron a Daniel y a Jeremías a la prisión y como se les trató de inicuos a ellos que se habían forjado una buena reputación .¡ Y especialmente , no olvidemos ni lo que dijeron ni el trato que padeció nuestro Señor cuando fue apresado y condenado! La posesión de las dos espadas , la admisión por parte de Pilatos de su inocencia, el soborno de los guardias que vigilaban su tumba , ayudó a muchos a aceptar al crucificado .

 

Nuestro mismo Señor se ocupó de que no quedara impune ninguna de las falsas acusaciones contra Él y preguntó :"¿Quién de ustedes me acusa de pecado?" en su solemne respuesta a los que le acusaban de expulsar demonios por el poder de Belcebú. Es cierto que permaneció callado en el momento y acontecimientos que acompañaron el pago del rescate , pero nunca se calló cuando alguien quería arrojar sombras sobre su misión o sobre su mensaje .

 

Una de las primeras cosas que hizo después de levantarse de entre los muertos fue remover las dudas de algunos que no entendían las verdaderas causas de su muerte . Para defenderse Pablo tuvo que utilizar muchos razonamientos y escribir aportando muchas aclaraciones y argumentaciones de inocencia , haciéndolo todo con el motivo de ayudar a los que tenían debilidades y dudas en su mentes .¿ No deberíamos seguir el dicho que se citó al principio de este asunto que dice ," Porque esta es la voluntad de Dios: que haciendo bien, hagáis callar la ignorancia de los hombres insensatos "(1 Pedro 2:15)" y también ,"¿ Y quién es aquel que os podrá hacer daño, si vosotros seguís el bien? Mas también si alguna cosa padecéis por causa de la justicia, bienaventurados sois. Por tanto, no os amedrentéis por temor de ellos, ni os conturbéis, sino santificad a Dios el Señor en vuestros corazones, y estad siempre preparados para presentar defensa con mansedumbre y reverencia ante todo el que os demande razón de la esperanza que hay en vosotros[tanto en doctrina como en hechos]; teniendo buena conciencia, para que en lo que murmuran de vosotros como de malhechores, sean avergonzados los que calumnian vuestra buena conducta en Cristo. .( 1 Pedro 3:14-15) Pero que ustedes sigan soportando a causa de manteniendo la rectitud’ dijo, felices son ustedes:y no se asusten de los que les está aconteciendo , que nadie se inquiete ; santifiquen al Señor en sus corazones:que cada uno de una respuesta de la esperanza que está en ustedes con espíritu apacible y respeto:manteniendo una buena conciencia ; mientras ellos hablan cosas malas de ustedes , como de malhechores , quedarán avergonzados y como falsos acusadores por su buena relación con Cristo ." Yo creo que la fuerza del mensaje de Lutero se debilitó bastante por las declaraciones falsas hechas con relación a su vida doméstica y que unas palabras de explicación podrían haberlo evitado. En el caso de Sr. Dowie, sé que la mayoría de la gente pensó que la razón no estaba de su parte porque no podía defenderse de las acusaciones presentadas por su esposa . Como este no es el caso de usted, es mi opinión que su deber en este asunto es aclararlo lo suficiente , aunque no cabe duda que esto aumentará seguramente su sufrimiento. ¡ No sabe cuánto lamento lo que le está pasando ni cuanto desearía hacer algo por usted si pudiera , pero aún así no puedo evitar la firme convicción de que es su responsabilidad, el llevar la carga adicional de satisfacer el derecho a saber lo que ocurre, ante los ojos de los hermanos del Señor . Este es el asunto en cuestión

Mayo 8, 1906.

 

Querido hermano Woodworth:

 

"Estamos perplejos pero no desesperados; abatidos , pero no destruidos." Como uno más de la casa de la fe, me limito a dirigirle a usted esta información personal, a causa de su buen servicio activo, facilidades y conocimiento del asunto de Scranton, Allegheny. Centrándonos en el tema: ¿ Ha visto usted el daño, por el que yo casi termino maldiciendo , cuanod vi en una publicación conocida como "El Inter-Océano" , del 25 de Abril , donde además del mote de "Russellistas" se expone el escándalo relacionado con el querido hermano Russell . Desde este mismo momento le digo que aunque yo no puedo hacerlo por otros ,¡ el Editor de esa revista merece ser demandado por difamación al publicar tal artículo sin la investigación adicional, y espero que lo sea!.

 

Pero ahora, estimado amigo, ¿qué cree usted, o piensa de lo que le digo ?¿ Tiene usted alguna información que arroje luz sobre esta cuestión desagradable ?. Incidentalmente , ha llegado a mis oídos cierta información indefinida sobre algún acuerdo pactado entre el Hermano Russell y su esposa, tal como se menciona en 1 Cor. 7:1, aplicado a las relaciones maritales. Según esta información , el Hermano Russell se ha resuelto a consagrarse enteramente de cuerpo y alma al trabajo al que fue llamado . No me cuesta nada creerlo de un hombre como él , y si eso es cierto, ¡cuan absurdo es el pensamiento de que él sería culpable de los cargos proferidos contra él!.

 

Incluso si admitiéramos las acusaciones , David cayó mil veces más bajo, pero con el arrepentimiento llegó a ser el " Dulce Salmista de Israel". Pedro cayó y Jesús oró por él, y él llegó a ser la fortaleza de los hermanos, y tuvo el privilegio de alimentar a los corderos de Cristo. Conociendo el modo de como nos consagramos , nuestra labor, el autosacrificio, el espíritu cristiano, nada ni nadie, aunque viniera un ángel del cielo y admitiera la acusación de los hechos nos convencería.

 

Si él fuera culpable , sabría muy bien que no solo se produciría únicamente un rechazo social a su persona sino que iría acompañado también de un rechazo público a sus enseñanzas y a una decadencia de su influencia. ¡Era de esperar que la denunciación más terrible de Babilonia , cierta o no, cayera sobre su obra !. Y a pesar de eso la obra monumental de la AURORA DEL MILENIO, que establece, según las profecías , la restauración de la administración de Dios según se determina en el Plan de las Edades ,¡ pasará a la posteridad tan ciertamente como pasaron las cartas de Pablo! Mirándolo con una perspectiva futura la pregunta que surgirá entonces será :"¿Por qué permitió Russell , que después de una vida consagrada, durante su ultima etapa, le amargaran la vida y se la echaran por tierra?.

 

¿Cuántos de nosotros , se han olvidado de que Pablo y Pedro fueron víctimas de martirio y que nuestro querido Redentor fue crucificado? .El perjurio si no es detectado por un tribunal de justicia , puede condenar a cualquiera y seguramente eso es lo que puede ocurrir. Yo creo completamente en la total inocencia del Hermano Russell, y sinceramente espero y oro para que nuestros seguidores fieles puedan aguantar y que Dios pueda arreglar las cosas para que la verdad de Sión pueda sostenerse y la "Nueva Creación" esté más firmemente establecida que nunca antes . Por favor escríbame pronto.

 

Sinceramente suyo y en relación con la AURORA .

 

El DR. C. ALEX. GARNSEY.

 

Ahora, Estimado Hermano Russell, nadie mejor que usted sabe hasta que punto amo a mi estimado hermano anciano , el Dr. Garnsey. Usted sin duda recordará que él es el veterano y estimado santo que vse entregó total y gloriosamente a la Verdad con sus 85 años de edad, porque había leído los tres primeros volúmenes de la AURORA y que yo se los vendí hace ya 8 o 9 años , después de poner un anuncio en varios periódicos religiosos. Él tiene ahora aproximadamente cerca de los 95 años de edad, y se puede ver , por su carta, hasta dónde llega su preocupación por usted .

 

Él no se "tragará " todo lo que se dice fuera acerca de usted , porque su corazón está demasiado lejos de creerlo y demasiado lleno de amor para el Señor , su Verdad, y para sus hermanos; pero seguramente solo una declaración de los hechos sobresalientes en este caso podría probar la realidad a los estimados hermanos que estén en el mismo caso que el Dr. Garnsey. El debería saber por lo menos que la Sra. Russell se contradice porque ha sacado a colación , de la manera más vil , lo que en años pasados se habló contra usted; él debería saber que ella ha admitido que su verdadera y única queja contra usted es que usted no le permitió seguir escribiendo en La Atalaya, sino que usted protegió la revista porque era su mayordomía; y a él se le ayudaría mucho si pudiera leer una declaración relacionada con la historia completa de la deserción de su esposa , algo parecido a lo que usted me proveyó hace ya algunos años, y de lo que conservo todavía una copia.

 

Lo que le ocurre al Dr. Garnsey le ocurre también a muchos otros cristianos. Mi consejo sería que usted preparara , de inmediato, una nueva edición de " Los Zarandeos de la Cosecha" y que lo anunciara en la contraportada de " LA ATALAYA " y que diga que se puede solicitar por 10 centavos la copia. En el anuncio de "LA ATALAYA" usted solo necesita decir unas breves palabras sobre los zarandeos y las pruebas que estamos esperando para nuestros días, y algo así como esto, "Este breve folleto suministra un breve estudio de los zarandeos más importantes que han tenido lugar en el pasado, incluyendo nuestras experiencias ocurridas en el mes de Abril de 1906." Tal folleto llegará de esta manera y automáticamente a todos los que deseen tenerlo , y no llegará a las manos de muchos más . Será una torre de fortaleza para muchos ahora, y desarmará a los enemigos de la Verdad , después que nuestra obra aquí quede terminada . Y de cualquier manera, sería una contribución oportuna a la literatura del período de la cosecha. Yo tengo en mi posesión un lote grande de correspondencia que sería de gran valor para usted si usted piensa utilizarla para este folleto.

 

Su Hermano en Cristo, CLAYTON J. WOODWORTH.

 

"DE TODOS MODOS , MI SALVADOR ME CONDUCE"

TRECE AÑOS DICHOSOS

 

Desde 1871-1879, me comprometí con los negocios mercantiles, pero también me comprometí en promulgar la "La Verdad Presente ". Mis primeros esfuerzo estaban en conexión con la clase bíblica de Pittsburgh y de Allegheny. Después publiqué una revista en el Estado de New York para cuyas columnas otros contribuían también . Durante 1877 y 1878 viajé extensamente a lo largo de New England, New York, Pennsylvania, Ohio, Indiana, Michigan, West Virginia y Kentucky, dejando mis muchas tiendas en las manos de representantes confiables y yo solo las supervisaba ocasionalmente.

 

En 1878 mi socio que colaboraba en la revista perdió su fe en el rescate de Cristo, cosa que nos llevó a una controversia en las columnas de la citada revista, él negando el rescate y yo defendiéndolo , eso continuó hasta que llegó a ser claramente evidente que una revista dividida contra si misma no puede mantenerse en pie . Mi socio se apoderó y se apropió de todo el equipo de oficina, tipografía, etc que yo había pagado con mi dinero . Eso me llevó a proyectar la presente revista de, ZION’S WATCH TOWER AND HERALD OF CHRIST’S PRESENCE, como una defensa para la fundamental y gran doctrina sobre el Rescate en particular y suministrar , en general, "el alimento a su debido tiempo" .

 

La puesta en marcha de esta revista se demoró hasta julio de 1879, y eso me hizo quedarme por varios meses en Allegheny, dónde, además de las reuniones de costumbre , estuve conduciendo varias series de reuniones para el interés del público en esta localidad . Un número considerable conocieron la Verdad en aquel tiempo . Entre otros estaba María Frances Ackley, quién llegó a ser mi esposa tres meses después de asistir por primera vez a una de estas reuniones en la que por primera vez nos conocimos . Aparentemente la Verdad llamó a su corazón y ella me aseguró que había estado buscando por algunos años la solución a tantas cuestiones vitales . A lo largo de trece años , ella fue la más devota y leal esposa en todo el sentido de las palabras .

LA INFLUENCIA DE LA LEVADURA.  

 

Fue poco después de regresar de un viaje por Tierra Santa y de visitar las Pirámides y de pasar por Gran Bretaña , Alemania , Italia , Suiza y Francia , que fue una de las mejores y provechosas experiencias para los dos , cuando la Sra. Russell parece que empezó a caer bajo a influencia venenosa de la que yo en aquel entonces no me di cuenta .

 

Parece que durante nuestra ausencia, el Adversario había estado trabajando sembrando un espíritu de disensión , ambición y orgullo entre algunos que antes habían demostrado lealtad a la Verdad . La literatura sobre la "liberación de la mujer" y las ideas anarquistas estaban muy relacionadas con lo que pasó. El fruto podrido no se mostró de inmediato . La obra de esta levadura, y su resultado final , que algunos de los más antiguos lectores recuerdan, fue una conspiración de parte de algunos para dañar la obra y derrumbarla , aparentemente con el propósito de beneficiarse de los fragmentos que quedaran para "atraer los discípulos tras de ellos ".

 

El problema estalló ante mi como si fuera una bomba , habiendo estado perfectamente planificado de antemano con este propósito . Yo no lo sabía en aquel tiempo , pero más tarde supe que los conspiradores se habían esforzado por sembrar semillas de discordia en el corazón de mi esposa por medio de adulación y argumentos sobre los "derechos de la mujer ", y así por el estilo. . Sin embargo, cuando vino la sacudida [en 1894], por providencia del Señor no tuve la humillación de ver a mi esposa entre aquellos conspiradores. Por cierto , cuando ella consiguió una clara percepción de la situación , su perfidia la apartó en gran medida de la lealtad que durante los precedentes trece años había manifestado .

 

Ella se presentó y se manifestó a si misma como una heroína en defensa de la Verdad y de su esposo, como muchos de ustedes sin duda recordarán .

COPIA DE LA CARTA DE LA SRA. RUSSELL, PUBLICADA EN UNA EDICIÓN ESPECIAL DE "ZION’S WATCH TOWER," "UNA CONSPIRACIÓN DESENMASCARADA" 25 DE ABRIL DE 1894 Una carta de la Sra. Russell en respuesta a los calumniadores que se publicó de acuerdo con sus deseos .Dice así:

 

" A la Iglesia de Cristo: ¡Saludos!:

 

Aprovecho esta oportunidad para hablar en defensa de mi esposo , contra el ataque audaz de nuestros enemigos en difamar su carácter y nuestras relaciones familiares . Nuestro hogar se compone de nosotros dos solos y también de nuestros estimados y queridos colaboradores en LA ATALAYA . Todos ellos pueden hablar de la paz y felicidad que se respira en nuestro hogar, si no fuera por los comentarios de los entrometidos y falsos hermanos que ocasionalmente lo perturban.

 

Nuestro hogar está muy lejos de ser un hogar dividido , todo lo contrario, es un hogar de lo más feliz. No podría desear ninguna bendición terrestre mejor para todos los estimados santos, de que su vida familiar sea tan feliz y pacífica como la nuestra . La libertad relacionada con Cristo nos hace libres y es disfrutada por todos los que están en nuestro hogar o de algún modo relacionados con nuestra obra, no la libertad de la anarquía sino la que se sujeta al Espíritu y la Palabra de Dios . A pesar de que tales calumnias son muy duras y doblemente penosas por venir de aquellos que suponíamos que eran nuestros amigos pero que ahora vemos que habían estado tramando esta maldad por varios años , les aseguro a todos que a pesar de todo Dios nos ha mantenido y nos ha dado su paz.

 

Al principio todo nos vino con la fuerza y la precipitación de un alud , no solo sobre nosotros dos sino sobre toda la Iglesia de Allegheny y aunque tememos por la estabilidad de algunos, todos sabemos que el Señor permite esto como parte de las pruebas que han de sobrevenir . Pero , a Dios gracias, la Iglesia de aquí ha aguantado bien la tormenta y hemos recibido muchas cartas hasta del extranjero, dónde han llegado los informes difamatorios y nos expresan su confianza y apoyo . Nos dicen que las artes de Satán se reconocen fácilmente y eso nos da estímulo adicional para nuestros corazones y nos da la respuesta a nuestras oraciones, aunque todavía recibímos muchas preguntas que provienen de parte de los que llevan poco tiempo en la Verdad y que se hallaban desprevenidos para recibir tal ataque .

 

Sabemos muy bien lo mal que se ha pasado entre el tiempo en que se dio este informe difamatorio y la llegada de la respuesta , un tiempo que ha estado lleno de incertidumbres y de pruebas severas para todos .Estamos seguros de que "El Señor conoce a los que son suyos" y que Él está capacitado para guardarnos de la caída y además sabemos, que como en el caso del grupo que acompañaba a Gedeón , algunos se van hacia atrás: "¿Quién está al lado del Señor? .¿Al lado de la Verdad? .¿Quién permanecerá en su puesto? .¿Quién subirá a la montaña del reino del Señor o quién permanecerá en su santa montaña ?".El que tenga las manos limpias y un corazón puro y no ha elevado su alma orgullosamente ni ha jurado falsamente .

 

Habiendo comprometido nuestra vida para el Señor , no seremos llevados a causa de hombres perversos , de vida corta, sino que confiamos en el Señor que cumplirá sus promesas a su debido tiempo ." Hará brillar como luz tu justicia y tu derecho como el mediodía "( Salmo . 37:6); y hasta que ese tiempo llegue debemos considerarlo todo con paciencia y regocijo de ser considerados dignos de sufrir reproches y aflicciones por el nombre y por la causa de nuestro Señor:¿qué son las cosas terrenales comparadas con las regocijos eternos del cielo o con las bendiciones que como peregrinos ahora disfrutamos conducidos a través de este desierto ?" En el compañerismo y amor cristiano con todos los que aman a Jesucristo y a su verdad, -con sinceridad y verdad- y con los que no están dispuestos a comerciar ninguna faceta de la Verdad, ni el carácter de ninguno de los instrumentos escogidos por el Señor . Sirviéndoles en la fe y en la esperanza del Evangelio SRA.de C. T. RUSSELL.

EXTRACTO DE UNA ANTIGUA CARTA PARA LA IGLESIA, DE LA SRA. RUSSELL, Publicada en ZION’S WATCH TOWER, Junio de 1894, relatando la misma conspiración:

 

"El Sr. Adamson también dice que mi esposo prohibe que la gente se case y como prueba de esta declaración cita que una vez envió al Sr. Bryan a tres días de viaje por el país , con un gasto de doce dólares y con la orden expresa de impedir su boda .Le he contestado que esta declaración es tan inexacta como las demás y que el Sr. Russell nunca intentó impedir su matrimonio , y que ninguna persona viva puede decir que a él o a ella se le ha prohibido casarse ; lo que si es cierto , es que cuando alguien le pide su opinión siempre le cita el consejo de Pablo con las palabras más o menos aproximadas al texto bíblico de 1 Cor. 7:25-35.

 

Cuando les expliqué a todos la verdad sobre la "prueba" citada antes, todos vieron que mi marido tenía razón y que él no escatimó ningún esfuerzo ni gastos para que una hermana en Cristo conociera algo que él sabía sobre el carácter del hombre con el que se iba a casar ; y asi de ese modo , que ella pudiera juzgar mejor si le convenía o no casarse con tal hombre . El Sr. Bryan, quién conoce bien la carta y que además la trajo sin entregar, porque según dijo , llegó demasiado tarde para ayudar a esta hermana , sabe la verdad del asunto, aunque ahora se haya confabulado con el Sr. Adamson en tergiversar el carácter de mi esposo y el de sus enseñanzas. . Parece que su motivo es echar por tierra cualquier cosa que esté bajo la influencia de mi esposo .

 

En relación con el mismo tema, el Sr. Adamson anda diciendo por ahí , que el Sr. Russell escribió una corta nota (¿al Sr Bryan?) , después de que se realizó la boda, de cómo podía recibir un dinero del Fondo de Tratados con el fin de asegurarse de que el Sr. Adamson no leyera la carta. Ambos me aseguraron la veracidad de esta historia en mi presencia mientras tenían la carta en la mano.

 

Lo negué enfáticamente porque conocía muy bien el carácter de mi esposo. Entonces les pedí que leyeran la carta en voz alta para que todos la oyeran , pero ellos rehusaron hacerlo y esto demostró claramente a todos los presentes , que su declaración no era digna de crédito .Solamente después de regresar por fin a casa, conocí la verdad del asunto como se indica a continuación:

 

Poco después de la boda del Sr. y de la Sra. Adamson parece que ella declaró por escrito sobre el asunto al Sr. Russell-que no iba a correr detrás de él , como un perro loco por todo el país-En cuánto al dinero dijo que él lo había dedicado al Señor antes de casarse y en caso de muerte ninguna parte de él iría a la Sra. Adamson ni a su familia sino que todo estaba dedicado a la Fundación de Tratados En respuesta a su carta, mi esposo urgió a la Sra. Adamsom que no se dejara anular y que en su papel de esposa solicitara su atención ya que cualquier mujer tiene derecho a una merecida consideración como tal , dejando incluso a un lado los temas religiosos, como estaba considerando la Sra. Adamson en este asunto .Pero también le comunicó que si el Sr. Adamson había decidido dejar su legado a la Fundación de Tratados , sería sabio que bajo las circunstancias descritas y en interés de su felicidad familiar no se quejara al Sr. Adamson, respetándolo en este asunto.

 

Es muy probable que esta carta fuera de mano en mano , y que tuvieran miedo de leerla para no ser descubiertos en sus tergiversaciones .¡ Así se fabrican las falsedades, forzando las evidencias de la verdad !.Mat. 10:26‘.

 

Para dejar clara la bajeza de estos hombres y de como se degradaron bajo la influencia de la envidia y de la ambición , conté a toda la Iglesia , como el Sr. Adamson había enviado cartas al hermano Wright ( y no sé a cuántos más) citando 1 Cor. 5:1-6, sin comentarios pero aplicandolo claramente a mi marido . El Sr. Adamson no pudo negar los hechos , porque eran evidentes, pero protestó porque dijo que él no lo había aplicado al carácter moral del hermano Russell .

 

Algunos de los hermanos presentes comentaron que tal acusación no tenía ningún peso para cualquiera que conociera al Sr. Russell o que lo hubiera conocido alguna vez cara a cara . Explicando el sentido que quiso dar a la cita mencionada , el Sr. Adamson comentó que eso quería decir sencillamente que el Sr. Russell era un "entrometido ." Pero que desde luego no todos los que se meten en asuntos que no les atañen son mencionados en la cita, porque los cinco versículos del texto anterior lo demuestran . Yo mostré que esto es solo uno más de los muchos métodos solapados de tergiversación a los que recurren los hombres inicuos, debido a que ninguno de ellos sabe de que crimen acusar a mi esposo.

 

Menciono estos dichos aquí, porque no me cabe la menor duda de que todo esto se ha relatado mal , ya sea oralmente o por cartas a otros; y para demostrar que el mismo espíritu que impulsó las tergiversaciones de su primer ataque todavía los domina, y por eso reconciliarse con esta clase de gente, bajo tales condiciones, ni es posible, ni deseable, ni justa, ni bíblica."

LA MALA SEMILLA GERMINÓ  

 

La conmoción relacionada con la conspiración contra mí que acabamos de referir, impidió temporalmente , el brote de la semilla mala de los llamados " derechos de la mujer" y de la ambición, y durante un tiempo la Sra. Russell llegó a estar muy entusiasmada en mi apoyo.

 

Fue ella quien llamó la atención por primera vez a Mat. 24:45-47, aplicándolo a mí, en una reunión en Allegheny y poco después en otra celebrada en la Iglesia de Nueva York. Yo le objeté que nunca había interpretado ese texto de esa manera , y decliné el que se hiciera ninguna aplicación a mi persona , aunque que yo no podía negar la fuerza del argumento que indicaba que existiera "ese esclavo "," los domésticos " y "el hogar," aparentemente nombrados así para que se distinguiera claramente entre estos términos . Unas pocas objeciones se levantaron ante tal aplicación y por eso le pedí una gran moderación antes de hacer cualquier aplicación personal, sugiriendo que fuera THE WATCHTOWER más bien que su editor, a quién podría considerarse "ese esclavo." Como una evidencia de lo dicho por la Sra. Russell tengo una copia de una carta que ella escribió en defensa de su declaración ante la Iglesia de Nueva York, como se indica a continuación:

ALLEGHENY, Pa., Dic. 31, 1895.  

 

Sr. Woolsey, Estimado Hermano en Cristo:

 

Husband me ha mostrado su carta bondadosa del 18 de diciembre , que derrocha un espíritu que ambos apreciamos mucho . Yo estoy muy contenta al comprobar su opinión francamente interesante con respecto a la interpretación de ‘Mat. 24:45-51‘, y he examinado cuidadosamente los argumentos y textos que usted me ha citado . Creo que usted se alegrará de saber mi punto de vista acerca de los textos que menciona y procederé a comentarle

 

Estoy totalmente de acuerdo con la interpretación de Isaías 52:7, presentada en la WATCH TOWER de Oct., 1881, que usted apoya, y siendo en ese caso que Cristo, es la Cabeza y el Cuerpo, los miembros vivos constituyen "los pies." También estoy de acuerdo en que ‘Rev. 16:15‘ se refiere a cualquier Iglesia que cumpla con las condiciones referidas . La declaración entera da evidencia a este efecto. No podría entenderse de otro modo.

 

También estoy de acuerdo que en las parábolas de los talentos, como en todas las otras parábolas, lo que se dice no es igual al significado , y que cada uno de los aquí mencionados, como en la parábola del hombre rico y Lázaro, representa a una clase. Pero cuando nos topamos con ‘Mat. 24:45-51‘ aparece ante mí lo que parece ser un caso totalmente diferente. Aquí se llama a nuestra atención a "ese mayordomo "" los criados " y "el hogar." Ahora, si el Señor deseó nombrar a un mayordomo principal de la Verdad, y los criados que asisten en servir el alimento a su debido tiempo en el hogar de fe, él no podría haber elegido un lenguaje más preciso para transmitir tal pensamiento. Y, por el contrario, si pretendemos ignorar que tal orden y racionalidad se mencionan en la narración , mi mente se quedaría en la más absoluta perplejidad , haciendo a los "esclavos" (plurales) y a "ese mayordomo" términos intercambiables. Si vamos a manejar todos los textos así, de un modo tan libre, me parece que podríamos probar o refutar cualquier cosa según nuestras ideas preconcebidas No me parece razonable, ni una interpretación justificable del testimonio de nuestro Señor , el decir que el entero "hogar" se alimenta a sí mismo, y que el Señor daría su alimento al tiempo señalado , sin usar a nadie, como su agente o sirviente en la distribución del mismo . Y si aceptamos que hay una diferencia entre "el hogar" y "los criados " que sirven el alimento al tiempo debido al hogar, entonces no puede negarse que también las palabras de nuestro Señor indican que uno de esos sirvientes está especialmente encomendado de dar el alimento apropiado y usarlo para beneficio de los otros y del hogar en general.

 

Me he dado cuenta de que usted no analiza el texto como lo hago yo. Si usted ve cualquier manera para hacer que estas tres expresiones, "ese mayordomo "" los criados " y "el hogar," signifiquen la misma cosa sin forzar la entera declaración , espero que usted haga el favor de explicarme como puede entenderse esto . Me parece , además , que la interpretación que le sugiero es la única que corresponde con su cumplimiento.

 

Estamos de acuerdo en la creencia de que el Señor está ahora presente, que él comenzó a ejercer como rey desde 1878, y que desde entonces su hogar se ha alimentado ricamente con el alimento apropiado a su debido tiempo . Pero me parece que al distribuir el alimento al hogar, el Señor no lo ha dado personalmente a los miembros, sino que de entre ellos él ha elegido y usado un número de sirvientes, y que todos estos sirvientes se han abastecido con el alimento a su debido tiempo mediante un siervo particular ," ese mayordomo"

 

Por eso , no solo por las palabras pronunciadas por el Señor sino también por los hechos expuestos ante nosotros y que constituyen su cumplimiento al tiempo señalado , en estos días de su presencia, puedo llegar tan lejos, aunque nadie haya llegado a estas mismas conclusiones . Sin embargo, mi objetivo al escribirle no es para agobiarle ni mucho menos , imponerle mis convicciones a usted. Yo meramente las afirmo para su atenta consideración, creyendo que usted estará interesado en examinarlas, y que estará de acuerdo conmigo en que cualquier expresión de la Palabra de Dios es digna de nuestra consideración más cuidadosa, y que es para nuestra instrucción y progreso. Le envía sus saludos , en unión con el hermano Russell , Su Hermana en Cristo, MARIA F. RUSSELL.

Carta del Sr. Joseph L. Russell

 

(ahora difunto), padre del Editor, relacionando con el mismo problema:

 

Mi Estimado Hijo:

 

Es con mucha tristeza y amor de corazón que te escribo en este momento, después de haber leído la cantidad de pruebas y problemas provocados por los que aceptaste como hermanos en Cristo.

 

Parece casi increíble que esa gente pueda ser la causante de tal montaje despreciable contra ti , cuando ellos habían recibido tantas señales de bondad. Pero, mi estimado hijo, estos son algunos de las pruebas que todos nosotros tenemos que experimentar , especialmente los que estamos comprometidos con la obra de la "cosecha" . Yo me siento orgulloso de la defensa noble que haces en vindicación de tu conducta , y especialmente por causa de la Verdad a la que todos nosotros amamos tan profundamente.

 

Estoy seguro de que sabrás salir adelante de esta prueba y honrosamente .Eso hará que aprecien más tu carácter y las obras que siempre te acompañan . El Buen Señor , que conoce tus hechos , te lo premiará con privilegios todavía más altos en su Reino. Yo rezo para que él pueda bendecirte siempre y que te mantenga en cada palabra y buena obra; y a él le daremos alabanzas para siempre. Amén.

 

Pero aunque es seguro que el resultado será una victoria final para la Verdad, es muy duro que alguien que ha trabajado noche y día durante los últimos veinte años por causa de la Verdad, tenga unos supuestos amigos que se vuelven contra él y que lo señalen como si fuera un mentiroso y un hipócrita. ¡Verdaderamente terrible! Frecuentemente pienso en ti y en tus muchas pruebas , a las que parece que te enfrentas muy valientemente. Pero con una conciencia aprobada, un hombre puede permanecer firme, especialmente si el Señor está de su lado para ayudarle y fortalecerle. Por favor extiende a tu estimada esposa mi pláceme cordial por su noble defensa de su esposo y por la causa de la Verdad durante esta prueba difícil. Con el amor y pláceme de todos nosotros , firma , tu amado padre. JOSEPH L. RUSSELL."

 

A medida que los asuntos empezaron a tranquilizarse, las ideas de ‘derechos de la mujer’ y la ambición personal comenzaron a salir a la superficie de nuevo, y percibí que la campaña activa de la Sra. Russell en mi defensa, y la muy cordial recepción que los queridos hermanos le dieron en aquel tiempo por todo un viaje (al que ella se ofreció voluntariamente para tomar la delantera , y con el propósito expreso de defenderme y vindicarme frente a esos amigos que habían sido perturbados por las difamaciones que circularon por los que estaban involucrados en la conspiración) le habían causado daño al aumentar la estima en que a sí misma se tenía.

 

En vez de considerar las expresiones bondadosas de los amigos como aplicadas a ella como un representante de la WATCH TOWER, un representante de las verdades reveladas , y un representante de su esposo, así como también para su mérito personal, la señora se creyó que todas las demostraciones de afecto eran reconocimientos de sus capacidades personales. Gradualmente pareció llegar a la conclusión de que nada era precisamente apropiado para las columnas de la WATCH TOWER excepto lo que ella había escrito, y me hostigaba continuamente con sugerencias de alteraciones para mis escritos. Me dolió notar el desarrollo de esta disposición tan ajena a la mente humilde que la caracterizó durante los primeros trece felices años.

 

Continuamente , su interpretación de "ese mayordomo " le rondaba por su cabeza .En primer lugar sugirió que como en el cuerpo humano hay dos ojos, dos orejas, dos manos, dos pies, etc., esto podría adecuadamente representar a ambos y no necesariamente a uno en el matrimonio y en el espíritu y en el Señor. Pero la ambición no paró aquí (¡es una planta de crecimiento rápido!). Al cabo de un año la Sra. Russell había concluido que la parte final de la declaración (de ‘Mat. 24:48-51‘) no era meramente una advertencia, sino que tendría real cumplimiento y que eso significaba que su esposo cumpliría esta descripción, y que ella en consecuencia tomaría su lugar como "ese sirviente" dando alimento a su debido tiempo .

 

Eso ocurrió en 1896. En armonía con ese pensamiento ella concluyó que su personalidad no estaba suficientemente destacada en los anuncios de THE WATCHTOWER de la que era la Editora Asociada. Pidió que su nombre de ahí en adelante apareciera en cada artículo que ella escribiera.

 

Yo le dije que eso implicaría el borrar su nombre de Editora Asociada. Ella estuvo de acuerdo , diciendo que ese detalle no importaba mucho, porque de todos modos , de ese modo , nadie conocía cuales eran sus artículos. También en ese momento me notificó que quería que sus artículos debían aparecer tal como ella los escribía, sin correcciones o enmiendas de mi parte. Estuve de acuerdo con todas estas peticiones , objetando , sin embargo, el miedo que yo tenía de que los lectores de THE WATCHTOWER consideraran que yo quité a mi esposa de Editora Asociada, y que la puse como un simple corresponsal nada más . Además, le dije claramente que si yo no podría hacer ninguna corrección editorial a sus artículos , eso implicaría que algunos de ellos no aparecerían en THE WATCHTOWER , porque si tenía que hacer muchas correcciones que fueran necesarias y no las hacía sería más fácil que el artículo lo escribiera yo .

 

Los que poseen los números posteriores de THE WATCHTOWER a este asunto y los examinan encontrarán que el nombre de la Sra. Russell como Editora Asociada desapareció de la segunda página de THE WATCHTOWER en el número del 1 de Nov. de 1896. Temiendo que esto podría ser interpretado como alguna indignidad para mi esposa , me referí al asunto en el número del 15 de Dic. pagina 301, en el apartado sobre el " Informe Anual de la Sociedad," con estas palabras: "La retirada de nuestra’editora asociada’ha sido notada por algunos, y queremos dar una explicación ahora a todos de que esto le fue concedido a ella por petición propia . Ella prefiere aparecer como una corresponsal con su propia firma , la SRA. M. F. RUSSELL." Antes de este tiempo, mis discursos del domingo constituían una porción considerable del material presentado en THE WATCHTOWER. La Señora Russell tomaba apuntes de mis discursos de las tardes de los domingos y después estos discursos se escribían como artículos de LA ATALAYA. Esta ayuda , me ahorraba mucho tiempo, y me permitía atender otras facetas de la obra , y además justificaba el nombramiento de mi esposa como Editora Asociada.

 

Pero un día me notificó, que yo ya no debía esperar tal clase de ayuda por su parte , desde ahí en adelante , y que lo que ella escribiera llevaría su propio nombre . Al parecer su pensamiento era estorbar la obra , y obligarme a acudir a ella cada vez más, para que contribuyera mucho más en las columnas de la revista , contribuciones que por otro lado, ya había estipulado, que deberían editarse tal y como ella las escribiera, sin alterarle ni una sola palabra.

 

Tenía este programa pensado y llevarlo a cabo renunciando a ser Editora y abriendo sus columnas para escribir cosas con las que yo no podía estar de acuerdo ni asentir de ningún modo . Además, vi que se había estado gestando en mi esposa una ambición que tarde o temprano saldría a la luz . Le comenté el peligro muy serio que corría y quizás también la causa de la "Verdad Presente." Después de haber tratado el asunto en oración , adopté el método de dictar mis artículos directamente a un taquígrafo, y aumenté el tamaño de la WATCHTOWER de 12 páginas a 16 páginas. El trabajo se me acumulaba y eso me llevó a rendirme y no cumplir con mi deber. Cometí un fallo , debido a la insistencia de la Señora Russell, y permití que un artículo suyo , con el que yo no estaba de acuerdo, apareciera en THE WATCHTOWER, pensando, que no haría ningún daño y que al mismo tiempo satisfaría sus deseos.

 

En el número del 1 de febrero de 1897 de la WATCHTOWER en la página 38, corregí el error en la sección " Preguntas y Respuestas " en el artículo, "Acerca de carta de Santiago ." Yo escribí mi desacuerdo de la siguiente manera:—"El artículo a que usted se refiere en último lugar y de cómo está en conflicto con nuestras presentaciones generales, no era un artículo editorial; no obstante el Editor no se excusa por su negligencia en lo expuesto. Es una parte de su responsabilidad críticar y excluir cualquier cosa que a su juicio no le parezca aprobado; y él promete ahora que por la gracia del Señor lo hará así desde ahora en adelante., siendo mucho más cuidadoso con su deber de mayordomía, hasta el extremo que THE WATCHTOWER pueda hablar en la vida como si fuera " un profeta de Dios’".A pesar de esta situación penosa, de antagonismo por parte de mi esposa , la obra continuó progresando.

Un comité para juzgar al hermano Russell

 

El próximo movimiento de la Señora Russell consistió en atormentarme para hacer casi imposible mí trabajo. Le asigné un cajón del escritorio en el que le pedí que dejara cualquier artículo que ella quisiera ofrecerme. De estos yo haría una selección . Como no podía seleccionar ninguno de sus artículos, en Febrero de 1897 ella sacó todos sus artículos del cajón exceptuando dos. Pero ninguno de esos dos era aceptable, ningún artículo suyo aparecíó ni en la Atalaya del 15 de febrero ni en la del 1 de marzo , con el consiguiente problema

 

La Señora Russell se enfadó mucho y yo le expliqué la situación. Ella estaba en un mal momento porque padecía las molestias de una enfermedad y requería mucha atención de mi parte . Atención que yo le daba gustosamente , dejando a un lado cualquier otro asunto , y tenía la esperanza de que , lo que yo creía que era una disciplina del Señor, podría servirle para su bien . Pensé, también, que mis atenciones amables e incesantes llegarían hasta su corazón y lo restaurarían a su estado anterior y a su condición amorosa. Sin embargo me equivoqué . En cuanto ella recuperó la salud , llamó a un Comité basándose en el texto de Mat. 18:15-17 , especialmente con el objetivo de hacer que los hermanos me dieran instrucciones sobre los derechos que ella tenía ,¡ iguales que los mios! , sobre las columnas de THE WATCHTOWER, y que yo estaba haciendo mal , al no otorgarle las libertades que ella deseaba.

 

El Comité estaba formado por los hermanos W. E. Page, de Milwaukee, Wisconsin., y el Hermano. M. M. Tuttle, de Pittsburgh, Pensylvania. La Señora Russell, con ellos dos como su Comité, se encontró conmigo en mi estudio. Todo el asunto fue una gran sorpresa para mí, porque yo había guardado en secreto mis problemas , especialmente aquellos que más podían afectar a mí familia. Les aseguré tanto a la Señora Russell como a los dos hermanos que no eran cuestiones para tomar tan livianamente , y que mi esperanza era que se resolvieran algunas de mis dificultades, porque no tenía la menor duda de adónde nos conduciría todo esto.

 

Para no centrar el problema exclusivamente en la pregunta de THE WATCHTOWER , la Señora Russell tenía otros dos cargos contra mí además de este. Uno era que yo había escrito un testamento para mi padre por petición expresa de él , en el que se contemplaban sus deseos , pero que no eran aceptables para mi esposa ni para su hermana.

 

Le expliqué a los hermanos la naturaleza del testamento que yo bosquejé y ellos le dijeron a la Sra. Russell que era un testamento que la mayoría de la gente consideraría óptimo. Ella disintió con ellos. Les expliqué además que yo le había aconsejado a mi padre que destruyera el testamento para hacer uno que favoreciera las ideas de su esposa actual , de tal modo que sus últimos años fueran todo lo pacíficos como fuera posible. Los hermanos se sorprendieron de que ellos estuvieran discutiendo un testamento reciente y su forma , que era considerada como excelente

 

El segundo cargo de la Sra. Russell era que no me comporté con la debida consideración en una reunión en la Bible House Chapel. Le expliqué el asunto a todos: que la lección bíblica trataba aquella tarde de Judas , respecto a la muerte segunda ," dos veces muerto y arrancado de cuajo;" pero la Sra. Russell se había concedido a si misma mucho más tiempo que cualquier otra persona en la reunión, para expresar sus puntos de vista personales respecto al texto, y ella se tomó muy mal el que yo le llamara la atención ante todos , intimidándola, al decirle que estaba hablando demasiado . Confieso de corazón que estaba algo asustado , que tenía miedo de que ella triunfara al explicar sus puntos de vista personales sobre el tema, con los que yo no estaba de acuerdo y que consideraba fuera de las Escrituras , y a los que temí que ella se asiría más que nunca , después de haberlos expuesto públicamente ; pero en ningún momento intenté ser poco amable por lo que a mi respecta

 

Les seguí contando como la Sra. Russell se presentó ante mi con mal humor , al terminar la reunión, y como quise averiguar el problema que tenía y era que se había sentido avergonzada por mi culpa, y entonces le aseguré que no tuve ninguna intención de ser grosero con ella , y que lo sentía mucho si la había ofendido de algún modo y que si quería volveríamos a hablar con toda la Clase al domingo siguiente por la noche . Les expliqué que ella finalmente me perdonó cualquier ofensa que yo hubiera dicho esa noche; pero que después lo sacó a relucir cinco veces consecutivamente, y les dije, " Y ahora, hermanos, es la sexta vez que la Sra. Russell saca este asunto a colación , y eso que me había perdonado cinco veces seguidas:Ahora pido que ella en presencia de ustedes , me perdone por sexta vez, que me perdone cualquier cosa que ella considerara una ofensa en aquel momento ." Los hermanos miraron a la Sra. Russell asombrados, y ella nuevamente me dijo que me perdonaba.

 

Después de esto surgió la verdadera cuestión por la que ellos habían sido llamados. Uno de ellos tuvo que viajar aproximadamente 1.200 millas para estar allí . Cuando los hermanos comprendieron el verdadero objetivo de su visita se asombraron, y hablaron con la Sra. Russell bondadosamente, pero a la vez francamente , de que ni ellos ni cualquier otra persona en el mundo tenían el derecho de inmiscuirse contra la gestión que el hermano Russell hacía de THE WATCHTOWER:que eso era únicamente parte de su mayordomía y que él solo, era el responsable ante el Señor por su gestión. Además , le sugirieron que ellos consideraban que la Sra. Russell tenía el privilegio más maravilloso de todo el mundo , por ser mi asociada y colaboradora en el trabajo de la cosecha; le dijeron que ellos , personalmente , no podrían pensar en ningún honor más alto, y le aconsejaron aceptar este punto de vista , que evidentemente era el más apropiado en vista de la situación.

 

La Sra. Russell se sintió muy mal y destrozada , abandonó la sala, llorando. Después quiso sobreponerse ante el Comité que había venido gracias a ella y pensó que ya que los había hecho venir , su deber era tratarlos con el máximo respeto y por lo menos , prestarles atención a su consejo. Volvió a entrar en el estudio y aunque dejó claro , que en el fondo no estaba de acuerdo con su decisión y que todavía seguía con sus puntos de vista personales , en deferencia a su consejo, ella procuraría ver las cosas desde otra perspectiva . Entonces le pedí en su presencia que me estrechara la mano. Ella se quedó dudando, pero finalmente me la estrechó . Después le dije, "Ahora, por favor, ¿ me das un beso , mi amor, como símbolo de los buenos propósitos que te has propuesto?" Nuevamente se quedó dudando, pero finalmente me besó y de otras maneras manifestó una renovación del afecto en presencia de su Comité. Esperábamos que esto fuera el fin de los conflictos. Esta crisis ocurrió por el tiempo del Memorial , pero aparentemente mediante los sabios consejos recibidos , la tormenta había pasado sin hacer daño de manera pública.

Separando a mi esposa de inicuas influencias.

 

Después de este acuerdo con la Sra. Russell , aparecieron nuevamente Artículos suyos en THE WATCHTOWER del 15 de Marzo de 1897, que demostraban mi buena fe para allanar las dificultades, y mi deseo sincero de obtener la cooperación de mi esposa hasta el grado que fuera posible . Algunos de los parientes de la Sra. Russell eran evidentemente "malos consejeros " y enseguida empezaron a manifestarse los frutos por si mismos. La Sra. Russell me pidió que la encargara de supervisar la reunión semanal de " Las hermanas de la Iglesia de Allegheny " con ella misma como su superintendente , seguramente pensando que este podía ser un nuevo método de ataque contra mí y contra los intereses de la obra que yo representaba. Un empeño sistemático se estaba formando , con un espíritu de oposición contra mí persona, de parte de las Hermanas de la Iglesia. Durante meses, de ahí en adelante, pude comprobar que una influencia perversa se respiraba en el ambiente , pero honradamente no veía la forma de subsanarlo, porque se estaba haciendo en secreto .

 

Mientras tanto noté que en los tratos con mi esposa , ella estaba cambiando mucho. Podía notar como ella misma y su familia trabajaban arduamente en lo que se podría llamar figurativamente un "bombardeo" destinado para mi destrucción. Sin embargo , mi confianza estuvo en el Señor, y no dije nada a nadie hasta el 30 de Agosto cuando vi definitivamente que allí se fraguaba un movimiento activo del partido de la Sra. Russell contra mi y que iba a terminar de manera explosiva el 12 de septiembre . Actué oportuna pero sosegadamente, para que el 4 de septiembre , un sábado por la noche, estuvieran reunidos unos 50 hermanos en la Capilla de Casa Bíblica , sin que ninguno de ellos supiera ni una palabra de antemano sobre el motivo de la reunión que iba a tener lugar. Expliqué la situación a todos y me sorprendí porque muchos sabían más del asunto que yo mismo .

 

Como el asunto había pasado de ser individual para llegar a ser una cuestión de Iglesia, sugerí que sería el deber de los ancianos de la Iglesia actuar, y que yo estaba demasiado involucrado y tan estrechamente identificado con el asunto que no debería tomar parte activa alguna en la investigación. Por la expresión unánime de todos los presentes se decidió que el procedimiento apropiado sería que se anunciara una reunión privada de los creyentes consagrados de la Iglesia para la próxima tarde del domingo , 5 de septiembre , y que las dos hermanas que habían ido esparciendo declaraciones infamatorias y falsas (presumiblemente recibidas de la Sra. Russell) deberían retractarse de la difamación y su falso testimonio y pedirles que se explicaran para poder comprobar sus declaraciones si es que podían .

 

Una de estas hermanas confesó que estaban comprometidas con el grupo de la congregación de las mujeres y que querían ahora conseguir que algunos hombres estuvieran en ese grupo para que no pareciera que eso era solamente asunto de mujeres. Su histora era que el hermano Russell trataba a la Hermana Russell vergonzosamente. La otra hermana enjuiciada había dicho las mismas cosas . Sin entrar en el terreno personal , ellos determinaron que este era un tipo de intromisión muy fuerte y por eso los pastores del rebaño determinaron que era el tiempo apropiado para que tales difamaciones cesaran , o que en el caso de continuar, que toda la congregación supiera que carecían del más mínimo fundamento. En la reunión de la noche de la Iglesia, presidida por el hermano M. M. Tuttle y acompañado por los hermanos responsables que sirvieron como jurado, se pidió específicamente a las hermanas acusadas que si habían o no dicho tales cosas. Al principio lo negaron todo , pero había testigos presentes de lo que habían hablado y esos testigos dijeron lo que habían oído . Ya no podían ofrecer ninguna otra explicación ni defensa alguna contra los cargos presentados .

 

A esta reunión no asistieron ni la Sra. Russell ni sus hermanas porque ellas estaban ignorando a la iglesia y no asistían a las reuniones desde hacía algunos meses con anterioridad a esta reunión. Era una reunión estrictamente privada para los creyentes consagrados de la Iglesia, y de aquí en adelante no tenían ningún derecho a estar presentes. Ellas se excluyeron a si mismas porque como los ancianos de la Iglesia reconocieron , si ellas hubieran estado presentes se habría montado una escena que habría impedido la investigación para la que se convocó la reunión .

 

Las dos hermanas que si asistieron a la reunión , se mostraron culpables de difamación y de falso testimonio como quedó claramente probado , pero no fueron condenadas debido a mi solicitud ; el grupo de ancianos acordó dejar pendiente un posible discurso posterior para que la Iglesia conociera su curso equivocado. Aproveché esta oportunidad que me brindaban para explicar brevemente a la congregación presente , un poco sobre el problema en el que me veía envuelto y dar una explicación de cómo llegué a enterarme de las difamaciones y como supe de su circulación . Tuve un cuidado especial para escudar a mi esposa, tanto como fuera posible, colocando la culpa principal sobre una de sus hermanas, cuya influencia perversa notaba en casi todos mis asuntos . Después de esto , intenté por todos los medios , separar a mi esposa de los malos consejeros con la esperanza de recuperarla.

 

Envié cartas a estos falsos amigos, advirtiéndoles que no vinieran a ver a mi esposa, etc., y le entregué a mi esposa la siguiente carta que ella después , presentó ante el tribunal que juzgó nuestro caso:

ALLEGHENY, Septiembre 6, 1897.  

 

Mi querida esposa:

 

Te envío una copia de las tres cartas que he enviado como aviso legal.

 

[Acompaño esta carta con las notas enviadas al Sr. J. L. Russell, a la Sra. J. L. Russell y a la Sra. L. J. Raynor, dónde menciono que "no es para apresar , enclaustrar o encerrar a mi esposa bajo llave ni con cualquier pretexto ."] Deseo que tu, querida , sepas que estos pasos que estoy dando ahora son para tu interés así como también por el interés de la causa del Señor . Deseo protegerte de lo que creo ha sido una influencia muy perniciosa para ti y para otros desde hace tiempo. Hago esto con la esperanza de que bajo favorables influencias, y por la bendición de Dios , puedas liberar tu corazón del légamo de tergiversación que los otros han vertido sobre ti, y que así puedas volver a realizar tu amor primero que tuviste conmigo , ya que nadie en este mundo te quiere tanto como yo , y nadie desea tan auténticamente tu adelanto en todas las bendiciones del espíritu de Cristo y en el servicio de nuestro estimado Redentor.

 

¡ Vuelve a mí, querida !. Te prometo que haré todo lo que esté en mi mano para hacerte tan feliz como eras antes y mucho más si está en mi poder. Piensa , amor , que Dios te ha favorecido con una posición especial como mi reina , socia y ayudante y que, en algunos aspectos por lo menos, no tienes parangón con ninguna dama del mundo. Y debemos recordar que la ambición es uno de los enemigos de la gente de Dios, que ha entrampado a más de uno de una manera más clara que cualquier otra cosa.

 

Piensa que estoy rezando para que no sea ya demasiado tarde para desandar los pasos, y para que en la condición actual , tu corazón no haya sido seducido por el gran adversario. ¿ No es la situación lo suficientemente crítica , como para hacer que tú andes muy cuidadosa y devotamente? . Meditemos juntos y unámonos con corazones humildes en buscar nuevamente como dejarnos llevar por nuestro Señor . Recuerda como Satanás cayó y como nuestro Señor se probó a sí mismo como digno de su exaltación , y recuerda las palabras del Apóstol:"Sean humildes ustedes mismos, por lo tanto, hermanos, bajo la mano potente de Dios, porque él puede enaltecerlos a su debido tiempo ." Recuerda a Miriam, y a Coré , y recuerda los diversos conspiradores de hace poco , y como todos ellos lucharon no contra el Hermano Russel solamente, sino también contra el Señor y contra la Verdad.

 

Recuerda que todo el asunto actual es como una humillación para mí , en lo que a ti concierne , porque si bien una esposa es la gloria de su esposo, cualquier reflejo negativo de ella, le produce daño y vergüenza. Recuerda, también, que estoy ansioso por poder levantar muy alta tu cabeza y tu influencia pero de manera apropiada, y no gloriarme sobre ti como de un enemigo vencido, sino como quien ha recuperado un tesoro perdido y de gran valor . Y ahora, mi estimada esposa, todo lo que yo podría desear para mi vida terrestre es que pueda servir al Señor, a su causa y a su gente, y tenerte muy cerca y apreciar el lugar que nos corresponde y que posiblemente recuperes nuevamente.

 

Y paralelo a mi esfuerzo para servir y conseguir el favor del Señor estará mi esfuerzo para servirte a ti como mi esposa, si me permites hacerlo , y cooperar a que todo esto termine. Finalmente, no con enfados, ni con ningún otro espíritu aparte del amor, sino como un último intento en tu favor, para ayudarte a dar el tirón fuera del incendio de la prueba actual, te doy este aviso legal y formal, el cual estaré dispuesto a rescindir . Hecho con amor, y como un esfuerzo desesperado para separarte de las influencias perversas, y con una esperanza de rápida conciliación para anular esta limitación, en Allegheny, Pensylvania a 6 de Septiembre de 1897.

 

C. T. RUSSELL.

Le prohibí a su familia que la visitaran  

 

Como resultado de esto , la conspiración entera se disolvió como si se pinchara una burbuja de jabón . Las Hermanas de la congregación y otros hermanos , se dieron cuenta cuan tristemente se habían engañado en el nombre del Señor y en el nombre de la honradez.

 

La Sra. Russell se sintió muy decepcionada con la derrota de su plan. Yo esperé que la crisis se le pasara y que las aguas volvieran a su cauce , para que las cosas se pusieran a mi favor y a favor de la Verdad. Le comenté a mi esposa cual había sido el error de su comportamiento , con mucho cuidado, bondadosa y suavemente.

 

Le dije que el daño que tramaba contra mi se volvió contra ella y cuán profundamente , todo eso la había dañado. Le mencioné lo errada que estaba al injuriarme y apartarse de mi, pensando equivocadamente que , el Señor deseaba que ella me debería suplantar como Editor de THE WATCHTOWER y superintendente general en esta obra de la cosecha. Que Él era perfectamente capaz de efectuar sus propósitos sin necesitar de ninguna ayuda inicua de parte de ella .

 

Le di a entender que Él podía permitir fácilmente que yo fuera aplastado o muerto en un accidente; que me podría castigar con parálisis u otra enfermedad; o que, por un simple golpe en la cabeza podría poner mi mente al borde de la locura ; y que así él podría ocasionar todo lo que deseara en relación con su obra que estaba en sus manos, porque , como le aseguré a ella , mi confianza en la obra era tan grande que la dejaría toda a su cuidado y supervisión. (Y no solo eso. Menos mi ropa , le he transferido todo lo que tengo a la WATCHTOWER.) La Sra. Russell después negó que ella hubiera autorizado ninguna de las difamaciones o cualquier cosa de las que se dijeron ; pero le señalé que los infamadores lo habían confesado todo ; y que si ella estaba verdaderamente de mi lado, en vez de enfadarse por el hecho de ser descubierta , como lo fue, tendría que haberse manifestado con indignación , al escuchar las falsas acusaciones contra mi . Pero todavía mi esperanza era recuperar a mi esposa a su condición anterior y consiguientemente le prohibí a su familia que la visitaran, confiando en que gracias a esta medida, ella se beneficiaría mucho .

Una carta preparada , abre una puerta de esperanza  

 

Para su compañía , invité a que viniera a mi casa a la hermana Jones, que era su amiga y una mujer de gran bondad y experiencia , cuya influencia yo sabía que era muy positiva. Le abrí a la Sra. Russell una puerta de esperanza , sugiriéndole que yo podía aceptar una declaración de que ella no tuvo nada que ver con los difamadores , y que después de eso , me las arreglaría muy bien para poner las cosas en su sitio, cuando se acabara el alboroto y que conseguiría restaurarla al amor y al compañerismo de los estimados amigos. Ella objetó que después del discurso del domingo por la noche, el 5 de septiembre , sería imposible arreglar las cosas .

 

Le dije que lo único que le pedía era que ella me convenciera, y que yo haría el resto ; pero que fuera lo que fuera deberíamos hacerlo antes del domingo , porque si estábamos de acuerdo y en armonía haríamos al siguiente domingo un anuncio para los estimados amigos de la Iglesia y para la tranquilidad de sus corazones. El viernes por la noche escribí una carta redactada lo más favorablemente posible para la Sra. Russell y para sus amigos descaminados. Para el sábado por la mañana ella y la Sra. Jones, su amiga, estaban bastante entusiasmadas por lo escrito .

 

Conseguimos hacer varias copias mecanografiadas y la Sra. Russell y yo firmamos el papel.Ella y la Hermana Jones salieron de casa y consiguieron otras firmas. Dos de las hermanas de la Sra. Russell y una de las dos personas que el domingo pasado por la noche había sido señalada por difamación y falso testimonio lo firmaron junto con nosotros, y el domingo por la tarde pedí a los hermanos que permanecieran un poco más en la reunión para considerar algo especial , y les leí la mencionada carta rogándoles su aceptación que significaría mucho y que el espíritu de la carta merecía un voto de confianza

 

Los estimados hermanos estaban muy contentos y dispuestos como una sola persona, a pedir a Dios por su perdón, trayendo así el orden y echando fuera la confusión .. Aquí presentamos lo que decía esta carta

COPIA DE LA CARTA  

 

Para la Iglesia de Allegheny , Bible House.

 

Queridos hermanos y hermanas:

 

Dando alabanzas a Dios y con aprecio de corazón deseamos unirnos en un estrecho lazo entre todos nosotros . Desde el domingo pasado hemos buscado seriamente mediante oración, la ayuda necesaria con relación a los tristes asuntos que nos afligieron a todos, y hemos obtenido ayuda en el tiempo de necesidad. La investigación dio a conocer el hecho de que nuestros problemas provenían en su mayor parte por el uso abusivo de la lengua, en negligencia con la regla Bíblica de ‘Matt. 18:15‘. Muchos cosas se habían desvirtuado tanto que ya no se parecían en nada al original; y nos tememos que tampoco la investigación se acercó a los verdaderos hechos .

 

Nos sentimos felices al contarle a ustedes todas las falacias y equivocaciones de un lado y de otro y perdonarlas, y las supuestas quejas están todas borradas para siempre , mientras que el amor mutuo llena todos nuestros corazones para nuestro Señor y para toda su Iglesia. Aunque la prueba haya sido algo dura , confiamos que su resultado actual de felicidad pueda ser perpetuo; y que algunas lecciones se hayan aprendido por todos nosotros respecto a la necesidad del amor , y de seguir las reglas de nuestro Señor , citadas en las Escrituras en ‘Mat. 18:15‘.

 

Esperamos ( Dios mediante), encontrarnos con ustedes el próximo Domingo; y resolvernos por la gracia de Dios a afanarnos más celosamente en actuar y hablar bondadosamente los unos de los otros , especialmente los hijos de Dios ; y si no sabemos nada favorable para contar de unos a otros, nos abstendremos de hablar de tales asuntos personales por completo. .

 

(El Original está firmado por) CHARLES T. RUSSELL, MARIA F. RUSSELL, LENA GUIBERT, EMMA H. RUSSELL, LAURA J. RAYNOR.

 

Al día siguiente, 13 de septiembre 13 de 1897, se envió una copia de esa carta a los amigos de las ciudades próximas que habían estado presentes en la reunión del 4 de septiembre , que además decía lo siguiente:

 

A los amigos que nos visitaron amablemente en Allegheny el 4 y 5 de septiembre , Saludos:

 

Tenemos el gran placer de informarles que nuestro padre divino muy misericordiosamente ha oído sus oraciones y las nuestras, en el interés de todas las partes relacionadas con los asuntos en los que tanto tuvimos necesidad de ayuda. Parece que ciertas características de la dificultad en este caso, que parecían eludir los esfuerzos de cada uno de nosotros por solucionarlo , demuestran haber estado causados por los muchos miedos en relación con malentendidos y los resultados de éstos.

 

De una manera totalmente inesperada, el Señor ha enderezado las cosas y nos ha sacado de estos apuros. Lo que sigue de la carta es una copia de lo que las varias partes interesadas han escrito conjuntamente de todo corazón y felizmente . Se lo envío con la seguridad de que esto nos ayudará a traer paz a sus corazones como ha hecho con los nuestros en Allegheny. La iglesia entera aquí se ha preocupado muchísimo y no solamente la última semana sino anteriormente a esto, y después de la lectura de esta carta todos sus corazones se regocijaron ayer, y unánimemente estuvímos de acuerdo como congregación.

 

Muchos expresaron el sentimiento de que el asunto , aunque muy penoso, ha demostrado ser una lección de gran valor para todos nosotros . Dios " mueve de una manera misteriosa sus asuntos para que se realicen maravillosamente." Siento individualmente como si hubiéramos recibido una gran fortuna, y apreciamos cada una de las firmas más que $5.000, y muchas veces más que eso. Únanse con todos nosotros en dar gracias a nuestro padre divino por sacarnos bien de una prueba tan grande . Su hermano y siervo en él Señor , CHARLES T. RUSSELL Nuestra esperanza fue de breve duración. Al domingo siguiente, cuando todo debía haber sido armonía y unión , la tormenta explotó de nuevo. Una de las hermanas de la señora Russell llegó tarde y salió temprano, y la misma Señora Russell misma se presentó como con una víctima herida, rechazando estrechar las manos de algunos y llamando a otros traidores, etc. No hice ningún esfuerzo más para llamarle la atención en las reuniones, creyendo que sería mejor dejar que todo esta cuestión se fuera enfriando poco a poco .

El viaje del 9 de Noviembre de 1897  

 

Estuve dos meses intentando por todos los medios de recuperar a mi esposa a su condición anterior. El 9 de noviembre , teniendo que irme a la ciudad, tomé las medidas oportunas para que ella tuviera la compañía de una hermana hasta mi regreso. Ella estuvo de acuerdo con esto, pero posteriormente se fue a Chicago sin dar ninguna explicación . No tuve ningún conocimiento de su paradero durante dos semanas.

 

Chicago tenía entonces la congregación más grande en la " verdad actual " fuera de Allegheny, y la señora Russell buscó la manera de soliviantar a los amigos de allí con declaraciones escandalosas . Nos enteramos que solamente tres llegaron a caer bajo su influencia, y cerca de ocho había hecho lo mismo en la iglesia de Allegheny.

 

Más adelante oímos , que no encontrando el resultado que esperaba allí, se propuso volver a Allegheny. Rechacé reconocer su regreso, a menos que ella reconociera primero , el error de su proceder anterior y que me prometiera una razonable y apropiada conducta de esposa .

 

Le escribí que desde que ella se fue , el Señor me había concedido una gran liberación, y que por eso creía que debía asegurarme esta garantía para el futuro, y que si no lo hacía así , parecería que yo estaba tentando a la Providencia.

 

En enero de 1898, la señora Russell volvió a Allegheny, al hogar de su hermana; y ella misma, las hermanas y los amigos comenzaron una campaña de desprestigio de todo tipo , sin importarles la verdad, yendo de aquí para allá y dondequiera que podrían encontrar alguien que les prestara atención, sin límite alguno en dañarme de algún modo .

Una lujosa residencia frente al parque

 

Esto duró alrededor de un año, hasta que al final llegó la hora en que mi esposa me dio su juramento solemne de que ella dejaría de testificar falsamente contra mí ante otros, con lo cual le di la posesión de una casa que yo tenía en frente del parque, y la amueblé para ella con un estilo lujoso—¡un hogar mejor de lo que ella había tenido jamás !—porque yo pensé en pagar su maldad con la bondad ; así ella podría ver todo el mal de su derrotero y apreciaría mis buenas intenciones.

 

Ella manifestó un cierto aprecio, se sentó en mi rodilla y me besó, y se arrodilló conmigo para orar en esa casa. La casa tiene diez habitaciones , y ella tenía una renta considerable por alquilar algunas de estas a los huéspedes. Con la esperanza de que se produjera algún cambio de sentimientos fui a visitarla todos los jueves por la tarde durante cinco semanas , hasta que ella me dijo, "Esposo , no me gusta que los vecinos y los huéspedes piensen cosas extrañas cuando te ven venir aquí cada jueves." La indirecta era suficiente aunque continué con mis atenciones.

 

La situación era bastante absurda y pueril. Los vecinos verían a los huéspedes, algunos hombres, yendo y viniendo a la casa diariamente y a cada hora, pero ...¡se asombrarían si veían venir al marido de la señora una vez a la semana!. Percibí que todo intento adicional para buscar su afecto era inútil. Ella me solicitó luego que simplemente viniera a verla cuando ella deseaba reparar algo o comprar más muebles adicionales.

El nuevo ataque de 1903

 

Hasta el año 1903 , la Señora Russell fue ahorrando una pequeña suma de dinero que estaba evidentemente dedicada para hacer más daño a su marido. El momento oportuno para su uso llegó , y con ese dinero publicó un nuevo tipo de tratado ,¡ no para atraer a las mentes puras hacia la gente de Dios , sino para todo lo contrario !. Era un esfuerzo más para pintarme en falsos colores , para difamarme.

 

Este tratado pretendía contener las cartas que yo le había escrito a la señora Russell y las copias de las respuestas de ella . Se dijo en él , que yo la había manipulado , que yo no le hablaba y que le había escrito esas cartas tan desagradables .

 

Me acordé mucho del tiempo cuando ella estaba conmigo, cuando ella no me hablaba a mi , a pesar de mis repetidos intentos , y recordé otro momento cuando hizo todo lo posible para obstaculizar mi trabajo, cuando me obligó a decirle que mi tiempo no se podría dedicar exclusivamente " a discutir tonterías " y fue para ahorrar tiempo por lo que le escribí varias cartas , escritas a mano y en papel corriente Cómo réplica a ese tratado , dije que ese tratado era , en su totalidad, una enorme perversión de los hechos, y que se escribió expresamente para dañar los intereses de la causa que represento. Este tratado lo envió a todas las direcciones de los suscriptores a THE WATCHTOWER que ella conocía , y envió fajos enteros de ellos a los ministros religiosos de diversas ciudades en donde los servicios del peregrino se anunciaban en las columnas de THE WATCHTOWER , y una carta que acompañaba a cada fajo solicitaba a los ministros que los recibían que divulgaran los tratados , que estuvieran atentos a las reuniones de la gente de la AURORA MILENARIA , y que hicieran que algunas personas entregaran estos tratados en esas reuniones.

 

Ella esperaba que los ministros de varias denominaciones religiosas fueran tan antagónicos con la AURORA MILENARIA y contra su autor que harían este trabajo con gusto ; pero para crédito de ellos , no muchos estuvieron de acuerdo con el asunto . Algunos escribieron después que declinaban el servicio y caracterizaron a esta petición como mala, despreciable y un insulto a su hombría

Mi hermana tuvo que llamar a la policía

 

Esto ocurrió a principios de 1903, y me llevó a concluir que mis esfuerzos para ayudar a mi esposa estaban siendo aprovechados por el adversario como medios para lesionar la verdad a la cual tengo consagrada mi vida entera . Concluí que era absolutamente necesario discontinuar mi ayuda , y poner a mi hermana a cargo de la residencia, reservando sin embargo un cuarto para la señora Russell arreglado para su estancia allí . El resultado fue otra conmoción , provocada por la señora Russell, sus parientes y los inquilinos. Se armó tal disturbio que obligaron a mi hermana a llamar a la policía para su protección, mientras que la señora Russell y sus amigos falsificaban los asuntos a través de la prensa pública todo lo que pudieron.

 

A causa de todo esto, desde entonces, por orden judicial , la señora Russell ha recibido de mí $40,00 al mes para su mantenimiento , pero su propuesta de separación de "cama y mesa " con solicitud de pensión alimentaria acaba de salir a la luz . Ella ha estado separada de mi desde hace años . Ya no puede conseguir más ventajas desde un punto de vista económico que las que tiene. Debo presumir por lo tanto , que el motivo detrás de este asunto es la venganza: aprovechar una oportunidad más para difamarme y producir otro escándalo contra la verdad, como venganza por mi negativa de permitirle todas las libertades que ella deseaba en las columnas de THE WATCHTOWER .

 

La Sra. Russell admitió en su denuncia que nunca había habido cohabitación entre ella y su esposo, y su abogado planteó este asunto como que la privaron de uno de los principales placeres de la vida. El Tribunal no lo aceptó . El hecho es que el asunto estaba bajo el propio control de la señora Russell. Ella entendía que su marido prefirió vivir una vida de celibato, pero ella convino con él y expresó que también era su preferencia personal. Esto a pesar de que ella conocía las enseñanzas sobre este asunto , segñun se refleja en el libro AURORA DEL MILENIO , vol. VI., CAPÍTULO 12, dónde se menciona que ni el marido ni la esposa deben " privarse " el uno al otro , de los derechos maritales razonables.

 

A pesar de esa declaración precedente, la señora Russell mantuvo su testimonio y a través de su abogado procuró dar la impresión de que su marido tenía unas inclinaciones amorosas semejantes " a una medusa que flotaba alrededor , abrazando a todas las que respondieran." Ella dijo que alguien se lo había dicho hacía trece años.

 

El testimonio de un rumor no es admisible ante un tribunal , pero el objetivo inmediato que se pretendía era el calificar públicamente a su marido como una " mala persona ", así que su abogado pasó solapadamente esta idea bajo cuerda y con solo el juramento de la señora Russell, de que ella ya se lo había dicho a su marido hacía diez años.

 

Cuando subí al estrado y juré al día siguiente que nunca había utilizado esa expresión de la medusa (y que nunca había oído mencionar esa frase antes) , toda la gente razonable concluyó que solamente una persona estúpida haría una comparación semejante, tan menospreciativa sobre si misma .

 

Concluyeron también, que incluso cualquier mujer que buscara una acusación contra su marido , después de trece años, podría imaginarse fantasias y hasta llegaría a creérselas , ella misma , en su propia mente. Ésta es la visión más caritativa y favorable posible sobre el juramento que hizo mi esposa

 

Rosa se había sentado en mis rodillas y me besó. El tribunal decidió que el testimonio sobre esto no se tendría en cuenta . La Señora Russell denunció la intimidad incorrecta entre su marido y " Rosa, " quién confesó que era un miembro de la familia de Russell en 1888. La tentativa de la señora Russell y de su abogado de inferir la intimidad impropia , era tan manifiesta que el tribunal interrumpió para investigar esto .Si la intimidad impropia no fue denunciada ,¿ por qué salía ahora a relucir si eso no estaba en la denuncia y por qué " Rosa " no había sido convocada como testigo? Entonces la señora Russell y su abogado negaron cualquier acusación de intimidad grave , pero explicaron que " Rosa " se había sentado en las rodillas del Sr. Russell y que él la había besado. La Señora Russell también juró que una noche en la que ella se levantó y fue a la habitación de " Rosa " encontró allí al Sr. Russell sentado cerca de su cama y tomándola de su mano.

 

La tentativa de la señora Russell no consistió en decir " la verdad, solo la verdad y nada más que la verdad, " sino en todo lo contrario , indicando solo una parte de la verdad y así dar pie a sospechas inicuas , que evidentemente , dañarían la influencia de su marido entre los que no le conocieran.

 

Al día siguiente expliqué desde el estrado , que " Rosa " y su hermano Carlos eran ayudantes de la familia y de la oficina .¡ Carlos había venido primero a petición de mi esposa!.

 

Rosa era absolutamente de aspecto infantil , usaba ropas infantiles y tenía la apariencia de una niña de trece años. Yo no sabía exactamente su edad, pero otros que la conocían conjeturaban que ella tendría entonces solamente unos 10 años de edad. Podía ser que no tuviera más de 13 años en 1888. Su hermano vino primero a casa, pero poco después de que Rosa viniera, él murió .

 

Fue pocos meses después de la muerte de su hermano , cuando me volví a encontrar con Rosa y la encontré llorando .La había oido llorar mientras estaba en la oficina de THE WATCHTOWER . Al preguntarle porque lloraba , Rosa , llorando aún , vino y se sentó sobre mi rodilla, y se quejó de que la Señora Russell le había hecho trabajar demasiado duro en la casa , antes de venir para mi oficina y me dijo que ella se sentía cansada y desamparada .

 

Yo le dije que todo esto era un malentendido . No me aproveché para presentar intencionalmente a la Señora Russell, como una persona dura o irrazonable, sino que le dije a Rosa que hiciera lo que pudiera , con alegría , y entonces que le explicara a mi esposa , que estaba cansada de trabajar tanto y que seguro que no le pediría un trabajo irrazonable. Entonces, secándose sus lágrimas , de repente Rosa me besó . Aunque me sorprendí por esto , no hice nada en absoluto para reprobarlo ; sino al contrario me reproché a mi mismo el no haber sido previamente más paternal. Esa misma noche hablé con mi esposa sobre Rosa, y le dije que ella estaba muy sola desde que su hermano murió , y que por eso sería nuestro deber prestarle más atención e interesarse más en ella para cuidarla mejor.

 

La Señora Russell estuvo de acuerdo, y acordamos mutuamente que Rosa debería ser considerada mucho mejor y que deberíamos tratarla como a una hija adoptiva. Rosa llegó a estar muy integrada con nosotros y se venía a pasar las tardes al estudio grande y al cuarto a leer. Esta costumbre continuó ; y siempre que Rosa se iba a dormir , normalmente a las 9 , la Señora Russell la besaba y le daba las buenas noches y le decía:"ve a darle un beso de buenas noches " al Sr. Russell también.

 

Esta costumbre continuó por varios años, hasta que un día le dije a Rosa: "yo creo que es mejor que dejemos lo del beso porque usted es ahora una mujercita y parece más femenina, y puede que la Señora Russell se sienta celosa ¡ aunque ella nunca me ha insinuado ni una palabra sobre esto!, pero de todas formas , yo no desearía darle la más mínima razón para que se sintiera mal ." Declaré también , que pasó mucho tiempo después de interrumpir esa conducta paternal apropiada hacia ella , hasta que la Señora Russell , que se había puesto muy rara a causa de no conseguir toda la libertad que deseaba en las columnas de THE WATCHTOWER, me echó en cara lo de besar a Rosa.

Yo solo estaba tomándole el pulso a Rosa

 

En cuanto a la denuncia de mi esposa de que ella me encontró en el cuarto de Rosa una noche, sentado en su cama y sosteniendo su mano, dije que yo no recordaba nada de ese asunto , pero que como es sabido, yo tengo algunos conocimientos de medicina y por eso siempre me he ocupadao personalmente de todos los miembros de la familia, en caso de enfermedad. La Señora Russell, su madre, sus hermanas y los hijos de sus hermanas , estaban acostumbrados a que yo los curara librándose así de la medicina en muchos casos y en cuando el caso era algo más serio, los enviaba inmediatamente a un experto profesional de la medicina.

 

Posiblemente el caso en cuestión fue una llamada de emergencia, y en ese momento yo solo estaba tomándole el pulso a Rosa . El asunto de Rosa parece otra cosa muy diferente cuando se ve a la luz de la verdad. Por eso el tribunal decidió dejar fuera el caso sobre el asunto de Rosa y pidió que no se registrara en los archivos

Emilia la criada ...¡ y la puerta cerrada con llave!

 

La Señora Russell mencionó a una persona de nombre Emilia, que era una hermana en Cristo y que sirvió como criada en la casa de nuesta familia hace aproximadamente 14 años.

 

Con la ayuda de su abogado , la Señora R. sacó a relucir con efectos dramáticos, que una vez ella me encontró con Emilia en su habitación y ..¡con la puerta cerrada con llave! De nuevo se pasa por alto la entera verdad y se distorsiona a pesar de estar bajo juramento, y lo que llegó al público fue solo una verdad a medias con las nefastas inferencias que eso supone .

 

Al día siguiente en el estrado , expliqué toda la verdad .Resultó que una mañana "Emily" estaba enferma, y por eso tomé la inicativa de ir a verla a su habitación y prescribirle un tratamiento apropiado. Junto a la habitación de "Emily" había un fregadero y una bomba ruidosa que se usaba para el agua. El ruido de la bomba hacía difícil oír con claridad lo que ella me decía, y por eso me volvi y cerré la puerta, para no confundirme y para que yo pudiera oír claramente lo que "Emily" tenía que decirme , sobre su enfermedad ,¡ seguramente duró menos de un minuto y probablemente ni medio minuto!.

 

Si estuviera "Emily" aquí ,( que ahora es una mujer casada), en el estrado confirmaría lo que estoy diciendo e incluso más, seguramente ella juraría que no tenía ningún conocimiento de que la puerta estuviera cerrada con llave, ni siquiera por un momento, y que en aquel entonces y en tiempos posteriores , mi comportamiento hacia ella siempre fue y ha sido, de lo más ejemplar. .

 

Declaré que yo no tenía conocimiento de la queja de mi esposa en este aspecto , hasta que pasaron varios años después de haber sucedido (cuando se esforzó para que le concediera toda la libertad que deseaba en las columnas de la THE WATCHTOWER) entoncesfue cuando ella me lo mencionó, mientras me decía que no me interesaba en absoluto , que eso se llegara a saber . Sin embargo , ni siquiera entonces, podía creer que en el fondo, ella lo quisiera contar ni que ella se prestaría a tan diabólica falsedad, una falsificación de "toda la verdad "

 

La Señora R. denunció otros supuestos malos tratos recibidos por su marido, pero no presentó ninguna evidencia para probar su acusación .

 

El crimen principal de su marido fue, según ella, que en una ocasión (al cabo de 18 años de matrimonio), cuando me iba de viaje a Denver me descuidé y me negué a besarla y a decirle adiós.

 

Al día siguiente , en el estrado, corregí la declaración de mi esposa , porque dijo que mi viaje había sido a Denver pero realmente fue a la ciudad de Nueva York y no a Denver , y recuerdo que le expliqué a mi esposa que su conducta en aquel momento , no justificaba ninguna exhibición especial de afecto, y que además no estaba de acuerdo en que se tengan que dar caricias hipócritas.

Su marido le abría el correo  

 

La Señora R. también denunció que su marido le abría su correo. Expliqué que eso había sido así por mutuo consentimiento y eso ocurrió durante muchos años, porque habíamos considerado el correo como propiedad común, hasta aproximadamente seis meses antes de que ella se fuera de casa . Mi esposa me pidió que quería recibir todo el correo dirigido a ella sin abrir. Su petición fue cumplida rápidamente después de esta petición , sin ningún problema de mi parte ; hay que aclarar que la Sra. Russell escribía a muchos lectores de THE WATCHOWER , pensando que de ese modo se ahorraba tiempo al Editor, pero en sus cartas había muchas preguntas que necesitaban respuesta y muchas de ellas iban dirigidas personalmente a mi.

Dando cuentas de como se usa el dinero

 

Otra queja de la Señora R.’ era que yol le había pedido que me diera cuenta de su uso del dinero . Expliqué que durante dieciocho años nunca le había pedido ningún informe financiero ni explicaciones con respecto a la cuestión del dinero , hasta aproximadamente seis meses antes de que la Señora R. me abandonara , eso ocurrió cuando le pregunté lo que ella estaba haciendo con el dinero que le daba para los gastos usuales. ¿Estaba empezando una cuenta en el banco, o que pasaba? . Cuando ella se negó a hablar del tema le dije que si ella se negaba a informarme de cómo usaba el dinero, el único recurso que me quedaba sería preguntar antes de dárselo y que me dijera para que lo quería cuando ella me lo pidiera.

El Señor castigó a mi esposa con una dura enfermedad

 

Otra queja era que yo la había tratado muy duramente durante su enfermedad en la primavera de 1897; y que yo le había dicho cruelmente, que ella estaba sufriendo un castigo del Señor.

 

Expliqué que era cierto que yo pensaba eso de su enfermedad; pero que conociendo de antemano la oposición general de mi esposa a admitir todo lo que yo dijera , no se lo mencioné directamente a ella . Sin embargo, temiendo que mi esposa pudiera entender mal su enfermedad, le dije lo que pensaba a la mejor amiga y confidente de mi esposa que por cierto la estaba ayudando y cuidando

 

En cuanto al trato que le di a mi esposa durante esa enfermedad, le aseguré al Tribunal que no podría haber sido más amable ni más considerado. Expliqué que la Señora R. tenía una enfermedad de erysipelas contagiosa, esta era una enfermedad que cubría cada pulgada de su cuerpo desde la cabeza hasta los pies ; que esto requería la ayuda de una ayudante durante todo el día para realizar un procedimiento de tres fases que curara las erupciones (esta ayudante por cierto se contagió y cogió también la enfermedad); pero por la noche la dolencia era mucho peor, y, aunque otros se asustaban, yo realizaba el procedimiento dos veces todas las noches. Así me pasaba cuatro o cinco horas cada noche, y traté a mi esposa con ternura extremada, esperando ganarme una vez más, el afecto que su ambición me había quitado .

Estando en casa, no le hablé en varias semanas, pero si le escribí cartas  

 

Otra falta presentada por la Señora R. contra mi que aunque no le hablé durante varias semanas , si me dedicaba a escribirle cartas odiosas. Algunas de esas cartas las presentó como pruebas evidentes.

 

Expliqué que mi conducta se estaba presentando de un modo sesgado y no de acuerdo con la verdad ,¡ que yo siempre traté a mi esposa con suma cortesía, y que a ninguna esposa en el mundo se le podría tratar mejor! . Seguí diciendo que aproximadamente por la época en que la Señora R. dejó de tomar apuntes de mis discursos para la WATCHTOWER , parecía que se había empeñado en impedirme mi trabajo editorial, y yo no quería perder todo mi tiempo "discutiendo" ideas con ella , cosa que seguramente hubiera ocurrido si se lo hubiera permitido.

 

Para no perder el tiempo me vi obligado a escribirle solamente, debido a que las discusiones con mi mujer eran irrazonables e interminables. Una de estas cartas, seleccionadas y presentadas por la Señora R. ante el Tribunal como de las más fuertes contra mi , la copio aquí según consta en los archivos del registro Judicial.

Cartas inaceptables  

 

Los abogados de Señora Russell presentaron una serie de cartas que realmente estaban dando testimonio en contra de su causa y la dejaban en evidencia, porque demostraban claramente que era cierto, que yo había intentado por todos los medios , como previamente había declarado, recuperarla a toda costa a la buena condición de los comienzos

 

La primera de las cartas que se citaron aquí fue una de la cual la Señora R. extrajo unas frases para el folleto que escribió en 1903. La porción que ella citó entonces se puso en letra bastardilla , y ahora puede puede comprobarse que la cita , estaba sacada fuera del contexto y groseramente falseaba el conjunto completo de la carta . Aquella carta la escribí sin pensar jamás que se llegaría a usar posteriormente , y por eso yo no me guardé ninguna copia . La que sigue es una copia del original que se puso como prueba ante el tribunal:

 

* 8 de julio de 1896. * Mi Estimada Esposa:

 

En contestación a tu proposición para "otra discusión" de los asuntos que recientemente están estorbando nuestros afectos, paso a decirte:No tengo más remedio que declinar tu oferta para una charla de esa clase y por dos razones, (1º) Porque probablemente solo nos lleve a abrir una brecha todavía más ancha, y (2º) porque como te dije antes , no tengo ningún deseo en discutir nuevas calumnias con alguien que me juzga ,¡ después de 17 años de convivencia, como " indigno de confianza," y que carezco del más mínimo amor y justicia!.

 

Durante los últimos tres años me has ido demostrando gradualmente lo que es totalmente evidente: que nosotros dos nos equivocamos cuando nos casamos, ¡que somos incapaces de adaptarnos el uno al otro y de forjar nuestra propia felicidad , aúnque si hubiéramos estado de acuerdo , lo hubiéramos conseguido! . Pero en el último mes he llegado a esta triste convicción , en contra de mi voluntad. He llegado a la conclusión de que , por lo general, nuestras dificultades irán creciendo , hasta he llegado a pensar ...¡ que es un gran error, que hombres y mujeres se dejen llevar por el fuerte deseo de casarse!.

 

El que quiera casarse que se case , aunque no debe hacerlo dejándose llevar por demasiado romanticismo ni debe esperar demasiado del matrimonio , porque por la misma naturaleza humana , no se puede encontrar la paz total en la época presente ni mucho menos en condiciones de igualdad entre los dos . Esto me convence cada vez más , de la sabiduría del Libro de Dios.

 

Las convicciones que se han ido forjando en mí interior durante el pasado mes, han resultado ser como una prueba sumamente severa para mí, porque tengo la suficiente hombría para hacerme desear con la simpatía y el amor de la autentica mujer femenina que en muchos aspectos , tu representas perfectamente , pero en cambio , por la gracia de Dios , me siento fortalecido para continuar con el estímulo de "la excelente lucha por la fe" que para mi me es suficiente.

 

No debes temer que traslade mi corazón a ninguna otra mujer. ¿ Cuantas veces te he dicho , que nunca me encontré tan cerca de mi ideal de mujer como cuando estoy contigo y que nunca espero estarlo con otra?. He llegado a la conclusión que no puedo adaptarme a nadie, y que nadie puede adaptarse a mí, ¡ excepto el Señor! .No sabes lo agradecido que estoy de que Él y yo nos entendamos y que tengamos confianza entre nosotros dos.

 

Esta carta no tiene la intención de ser dura contigo. Si hay algo en ella que lo parezca, perdóname porque la he escrito tal como la he pensado. No hace falta que te lo diga porque nos conocemos bastante bien. Espero que en vez de seguir sacando los trapos sucios a relucir dejemos de hacernos daño . Con el recuerdo afectuoso por cada bondad recibida, y con los mejores deseos para tu vida temporal y tu futuro eterno, Atentamente, tu esposo , C. T.. RUSSELL.

Aislada de sus hermanas y amigas  

 

Otro cargo hecho por la Señora R. contra su marido era, que yo la había aislado de sus hermanas y amigas y que les había enviado cartas insultantes.

 

Expliqué que esta prohibición se había hecho por el propio interés de la Señora R., cuando ella se convirtió en mi enemiga activa en cooperación con ellos, y con la esperanza de salvarla así de su mal proceder .

 

Envié las citadas cartas en dos ocasiones: la primera fue en septiembre ante la imposibilidad y negativa de una reconciliación. La segunda fue , como bien consta en los archivos registrados por el Tribunal , la siguiente que se cita:

 

ALLEGHENY, Pensylvania , 9 de Nov. 1897.

 

Mi Estimada Esposa:

 

Pienso que mi deber es darte una copia de una carta enviada (ayer) a cuatro de tus amigos que claramente han manifestado ser mis enemigos. Nadie tiene conocimiento del asunto excepto el hermano Bohnet que lo sabe confidencialmente , porque él ha preparado las cartas en la máquina de escribir.

 

Cuando les prohibí a estas personas que tuvieran comunicación contigo yo debía y ahora lo hago , prohibir toda clase de comunicación con ellos. Mi esperanza, querida , es que librándote de esta influencia inicua puedas "volver en ti " y tomar el punto sensato y correcto de los asuntos; a ver si por casualidad , el Señor puede bendecirnos de nuevo con la felicidad que una vez disfrutamos juntos en nuestra vida familiar y en nuestro compañerismo cristiano cooperando en el servicio de Dios.

 

Me produce gran dolor el privarte de lo que parece ser tu único placer, pero mi esperanza es que puedas separarte del amor de aquéllos que me odian; y que no sólo para mi consuelo, sino también para el tuyo, el presente y el bienestar eterno.

 

Si debido a esto manifiestas más tarde un cambio de corazón, me alegraré mucho de haber restaurado de nuevo la relación anterior , pero hasta entonces, no puedo hacer otra cosa que mostrarme antipático , y no ser permisivo . He pesado los pros y los contras cuidadosamente durante aproximadamente un mes, y creo que mi proceder es el más sabio, y que está en conformidad con la voluntad del Señor y su Palabra; y así te lo mostraré si lo deseas .

 

Permíteme agregar para tu consuelo que tu conducta anoche y esta mañana ha sido mucho más amable que anteriormente, y que de haber empezado antes a tratarme de este modo , habría esperado más tiempo antes de escribirle a tus amigos , que son mis enemigos. Con amor sincero y simpatía , Tu marido, C. T. RUSSELL.

 

ALLEGHENY, Pensylvania., 8 de noviembre de 1897. Señora __________: Hace algún tiempo me dirigí a usted considerando su influencia en mi esposa. He tenido base para esperar que usted y ella hubieran a entender los asuntos desde un punto de vista y una luz diferente, y que se hubieran arrepentido de su mutua conspiración para hacerme daño y la abandonaran. Y actuando con buena fe no hice ninguna extensa objeción a su comunicación. Para en el mes pasado, sin embargo, he llegado renuentemente a la conclusión de que el gran adversario está engañando a su grupo para tomar algunas otras líneas de acción maligna—esperando mejor éxito que en tiempos pasados. He estado orando por usted y por cada uno , seriamente, para que el Señor abra sus ojos a la enormidad de su proceder ; pero concluyendo , creo que es mi deber hacia mi estimada esposa aislarla de su influencia perniciosa; por lo tanto , sea que usted esté consciente de ello o no; espero y me inclino para creer que usted no es voluntariosa, pero si que esta ciega en este asunto ; pero para que no haya ninguna oportunidad para malentendidos , y para que este aviso sea en todos los sentidos un aviso legal, se lo digo claramente, que su influencia, aunque no sea intencional, es una mala influencia ; porque tiene un efecto malo en mi estimada esposa. En lugar de ser un " pacificador," como todos los que llevan el nombre de Cristo , usted es una fabricante de problemas-una perturbadora-de la paz Usted ya ha estropeado los afectos de mi estimada compañera que yo creo me fue dada por el Señor para que ella no fuera egoísta sino generosa. Usted la ha incitado, o ayudó a incitar su mala disposición egoísta, contrariamente a como las Escrituras definen el espíritu del amor y el carácter de nuestro Señor, como él estaba contra el carácter egoísta anterior bajo la influencia de la gracia Divina. Las leyes de nuestro Estado, por no mencionar las leyes más elevadas de Dios, desaprueban la conducta mencionada y la influencia perniciosa que busca estropear y separar entre si a los maridos y sus esposas.—"Lo que Dios ha unido no lo separe ningún hombre (ni mujer) "— ni realmente ni en el espíritu . Por consiguiente, muy renuentemente yo le notifico por la presente que usted no debe continuar esta influencia letal; y que con este fin usted se abstendrá e de aquí en adelante de toda comunicación con mi estimada esposa—personal o de cualquier otro modo—que usted no la recibirá en su casa, ni la visitara en la suya , ni se encontrará con ella en otra parte, ni le escribirá ni directamente ni por intermediarios o a través de otros. Es con mucho dolor y repugnancia que yo le escribo así a usted—y sólo como un último recurso en defensa de mi casa y en espera que bajo la bendición Divina mi estimada esposa, se libre de tal simpatía falsa y de los malos estímulos para que recobre "el espíritu de buen juicio" —el espíritu santo de amor, —para que, yo me alegre de revocar las restricciones que le he puesto a mi esposa con referencia a usted . Pero de ningún modo se entenderá este aviso como revocado excepto si se lo entregara por escrito y con mi propia firma. El fracaso por su parte al no estar de acuerdo con este aviso, la hará absolutamente responsable de multas elevadas ante los tribunales de Allegheny que el condado puede prescribirle. Tristemente suyo, etc., C. T. RUSSELL.

 

Otras cartas de carácter similar forman parte de la evidencia, pero las anteriores bastan como muestras justas de las demás .

El veredicto del Juez y el veredicto del jurado  

 

El juez en este caso así como los interventores en la corte, abogados, etc., percibieron claramente que los cargos presentados por la Señora Russell estaban triunfando aunque ella no había sufrido ninguna indignidad por mi parte ; y el juez parecía fuertemente inclinado a mi favor. El jurado estuvo deliberando aproximadamente unas dos horas y volvió con un veredicto que concedía el divorcio—para asombro de todos los involucrados. En la explicación del veredicto algunos de los miembros del jurado dijeron, "Nosotros concluimos esto porque no vemos ninguna esperanza de conciliación, y porque estábamos convencidos que estábamos haciendo un favor a ambas partes al decidir a favor de un divorcio." Mi abogado ha presentado un recurso ante el tribunal ante el veredicto del jurado por considerarlo opuesto a derecho y a los hechos en este caso. El tribunal no podrá decidir en algunos meses pero incluso entonces todos sabemos que un juez detesta contradecir arbitrariamente la resolución y veredicto de cualquier jurado, aunque la ley le de derecho para hacerlo en casos semejantes. Yo no estoy en contra de que mi esposa consiga el divorcio, pero me opongo a él porque toda su denuncia fue una farsa y una calumnia.

La Copa que mi Padre me da ..¿no la he de beber?

 

Cualquier Tribunal puede decidir, sin importar la falsedad , malicia , y lo despreciable de las evidencias, las acusaciones se han esparcido y transmitido a través de la tierra, para que la gente conozca lo que es falso y la gran mayoría no sepa la verdad en la vida presente. Mi conclusión es que estas cosas no se pueden permitir: porque hasta ahora , como consagrados de Señor, no siquiera un pelo de nuestras cabezas puede caerse sin que lo sepa Dios y Él puede impedirlo . Por eso , me parece bastante evidente que por alguna razón le agradó al Señor herirme y hacerme pasar vergüenza. La causa de mi pesar principal está en mis amigos; y todavía nosotros no nos afligimos como los demás que no tienen esperanza. "Sabemos que todas las cosas están cooperando juntas para la salvación de los que son llamados por el amor Dios según su propósito." Cómo es que esta amarga experiencia actúe par nuestra bendición es algo que no puedo ver claramente, pero podemos confiar firmemente en que será así . Quizás se deba entender como parte de las pruebas y zarandeos para separar a todos aquellos que son susceptible de caer de los que permanecen firmes .(‘ Heb. 12:26-28 ‘.) Los que se mantienen firmes se atraerán indudablemente mucho más los unos a los otros . Tenemos toda confianza que aunque Satanás desea cernirnos como a trigo , descorazonarnos y desacreditarnos como representantes del Señor, él no tendrá ningún éxito más allá lo que el Señor ve que sería bueno para su propia gloria o para nuestra ganancia. Si el Amo oró por Pedro , podemos estar seguros de que todos los que están en la verdad tienen su simpatía y respaldo . Por las numerosas cartas recibidas , estoy seguro de que tengo conmigo las oraciones al Señor del estimado rebaño , y les aseguro a todos que mis oraciones ascienden para ustedes y que comprendo totalmente que es su hora de prueba también. La Iglesia puede salir adelante desde el horno más ardiente y fuerte y más purificada si cabe . Respeto a la influencia de este mundo en el asunto:es difícil decir lo que puede pasar. Yo he oído que muchos, que previamente se habían opuesto un poco , se han indignado y se han despertado a la realidad , cuando han visto en el juicio que mi trato a mi esposa era muy considerado bajo estas condiciones tan adversas, incluso según su propio testimonio, cuando explicó los hechos . Algunos de éstos han sido atraídos más cerca y con simpatía a la Verdad. Sin embargo, si pensamos en la mayoría de la gente del mundo , ciertamente sabemos que ellos no aman la luz , y ponen cualquier excusa para oponerse realmente a ella , y por eso , probablemente, el efecto general que puede despertarse sea el de una oposición mayor que la de antes de parte de algunos que se esfuerzan por usar las declaraciones inicuas y falsas de las acusaciones de este caso como si fueran la verdad, crucificando la Verdad y a todos que están de pie firmemente a su favor . Creyendo, como hacemos, que la obra de la Cosecha debe concluir dentro de unos años, y que reconocemos que estamos en el fin, unas pocas experiencias se permitirán gradualmente a medida que se vaya acercando y finalmente se acaben las oportunidades para el servicio del Señor y para la proclamación de la llamada del Evangelio del tiempo presente. Estamos esperando sufrir claramente de algún modo. Nos hemos dedicado al Señor y a serles fieles hasta la muerte. No está determinado en qué consistirán nuestras pruebas , ni cómo vendrán, ni a través de quienes . La misericordia del Señor es suficiente para nosotros. Su promesa es, "yo nunca te dejaré ni te desampararé " aunque Él nos da esa seguridad para este tiempo de la Cosecha , el Adversario engañará y hará tropezar, si fuera posible, a los "escogidos " pero no le será posible, porque "Mayor es quién está de nuestra parte que todos lo que están contra nosotros." No podemos dedicarnos a publicar todos su muchas y preciosas cartas en que la simpatía y confianza se expresan tan liberalmente, pero las estamos conservando todas y puede que desde aquí les llegue su esencia. Hemos oído de muchos otros testimonios, directamente a través de las congregaciones o a través de hermanos Peregrinos o a través de palabras insertadas en la correspondencia comercial. Nosotros no tenemos tiempo para contestarles estas cartas preciosas a las que apreciamos tanto . Por favor acepten esta declaración como mi respuesta personal a sus comunicaciones, con mi amor y mis mejores deseos . Su Hermano y Siervo en el Señor, C. T. RUSSELL.